Se corta racha de Ciego de Ávila en pelota cubana

LA HABANA -- Ciego de Avila vio interrumpida una recha de ocho victorias seguidas al caer 9-3 frente a Matanzas en el campeonato cubano de béisbol.

El matancero Ariel Sánchez sacudió par de bambinazos para impulsar en total cinco carreras y encabezar la ofensiva de su equipo, que conectó 11 hits en siete entradas pues el juego fue suspendido por la lluvia intensa que cayó en Ciego de Avila, a unos 500 kilómetros al este de la capital, donde se celebró el partido el domingo.

El derecho Jonder Martínez permitió siete hits y tres carreras con un ponche en seis entradas y dos tercios para anotarse la victoria.

Ciego de Avila tiene foja de 8-3 y es puntero. Le siguen Industriales y Matanzas, ambos con 7-4, Sanctí Spíritus (6-4) y Granma (5-4). Tunas, Artemisa, Villa Clara, Isla de la Juventud y Guantánamo tienen todos 6-5.

Un sencillo de Osmel Solano combinado con par de hits y base por bola en la novena entrada le dieron la carrera de la victoria 1-0 a Pinar del Río sobre Granma. Estos dos equipos no jugaron los otros dos cotejos porque el equipo de Granma quedó diezmado pues "13 atletas y un técnico de Granma fueron víctimas de un repentino brote de diarreas y vómitos que obligó a urgente ingreso en un hospital" el pasado jueves 2 de octubre, según informó una nota oficial de la federación cubana de béisbol publicado en la prensa cubana. De acuerdo a la información el domingo, ya todos habían recibido el alta médica y las autoridades sanitarias analizaban los orígenes y causas del brote.

Por otro lado, se le acabó el combustible al equipo capitalino de Industriales, que tras ganar los seis primeros cotejos de la temporada sufrió cuatro derrotas en cinco salidas.

Un soberbio pitcheo del derecho Norge Luis Ruiz permitió dos hits y cero carreras con tres ponches en ocho entradas y Camagüey superó 6-1 a Industriales.

Day Bartolomé bateó un cuadrangular con dos hombres a bordo en la séptima entrada y con tres remolques encabezó la ofensiva de Camagüey.