El batazo de Jeter impactó a G.L. en su totalidad

El batazo de Jeter impactó a G.L. en su totalidad

NUEVA YORK -- A veces, cuando el juego o la persona o el momento en un estadio de Grandes Ligas es lo suficientemente grande, la gente en los otros parques le pone atención. El jueves fue uno de esos ejemplos.

Llegó a su final la carrera de Derek Jeter en el Yankee Stadium el jueves, cuando el "Capitán" de los Yankees conectó batazo de oro para que Nueva York derrotara a los Orioles. Dicha culminación no sólo dejó con la boca abierta a los espectadores en el Bronx, sino también a los que veían el partido por televisión en camerinos de Grandes Ligas y en las casas de un sinnúmero de fanáticos por todo el mundo.

A continuación, algunas reacciones de jugadores y managers de Grandes Ligas-desde rivales hasta figuras que no conocen bien a Jeter pero que lo han visto de lejos:

--El bateador designado de los Medias Rojas, el dominicano David Ortiz: "Wow. Ése es él. Perfecto. Le diría a la fanaticada de los Yankees que no van a playoffs, pero eso fue como un juego de playoff ahí cuando terminas ganando. Fue increíble.

"Creo que debería jugar (en el Fenway Park de Boston este fin de semana) y sí lo hará. Aunque sea un turno. Sé que probablemente esté pensando dejarlo todo ahí (el jueves), pero él es un muchacho que sabe muy bien lo que hace. Todo el mundo espera que agote un turno, que juegue".

--El relevista de los Tigres, Joba Chamberlain, compañero de Jeter durante siete temporadas en Nueva York: "Fue un poco surrealista para mí, obviamente jugando toda mi carrera-con la excepción de este año-ahí con él. Hablé con él hace un par de días. En realidad no quería molestarlo cuando pasaba todo esto. Sólo quería darle las gracias por todo lo que hizo para mí.

"Estaba sentado antes del juego y lo pronostiqué. Sabía que haría algo para cambiar el partido y obviamente eso empezó en el primer inning con su doble. Luego al ver ese último inning, verlo ahí…no debió escribirse de otra manera. Uno quiere salir bajo sus propios términos y él lo hizo".

--El jardinero de los Mets, Curtis Granderson, quien jugó con Jeter en los Yankees y estaba en el círculo de espera cuando Jeter dio su hit 3,000 (un cuadrangular) en el 2011: "Él ha tenido algunos momentos mágicos, y lo (del jueves) es uno más para agregar a la lista".

--El manager de los Medias Blancas, Robin Ventura, compañero de Jeter en Nueva York en el 2002 y el 2003: "Es algo grande. No me sorprende. Lo hemos visto muchas veces. Es bueno para él y estoy seguro de que fue un buen momento para los fans y todos".

--El tercera base de los Rangers, el dominicano Adrián Beltré: "Eso fue como lo escribes en los libros. No puedes superar eso".

--El bateador designado de los Tigres, el venezolano Víctor Martínez: "Esto se parece a una película o algo así. Es una locura. Buen día para él".

--El manager de los Rays, Joe Maddon: "¿Por qué no ocurriría así? Qué bien por él. Es un guión bastante bueno de escribir para el final de su carrera".

--El lanzador de los Tigres, Max Scherzer: "Vaya, eso se veía venir cuando empezó el inning. Estábamos en el comedor y veíamos que Jeter bateaba tercero. Dijimos, 'Él va a dejar en el terreno (a Baltimore)'. Lo sabíamos. Entonces decíamos, '¿Qué tan fuertes hubieran sido los abucheos si le hubiesen dado una base por bolas?'".