En salud, Arias aprovecha sus oportunidades

En salud, Arias aprovecha sus oportunidades

En salud, Arias aprovecha sus oportunidades
MILWAUKEE - Se vale preguntar por qué el dominicano Joaquín Arias, quien ha ayudado a los Gigantes a sobrevivir la ausencia del antesalista venezolano Pablo Sandoval, ha jugado por cinco clubes en 11 temporadas en el béisbol profesional.

Se trata, como suele ser el caso, de problemas de salud.

Arias fue operado del hombro en julio del 2007, motivo por el cual algunos observadores han puesto en duda su habilidad para hacer tiros. Antes de eso, se le consideraba un prospecto bastante prometedor.

"Se trata de un jugador cuyo valor es conocido", dijo el vicepresidente de operaciones de béisbol de los Gigantes, Bobby Evans.

San Francisco se convenció de que Arias era capaz de hacer tiros buenos desde cualquier posición del cuadro interior tras verlo jugar por los Leones del Escogido en la pelota invernal de la República Dominicana.

Varios otros clubes llegaron a la misma conclusión. Pero Arias decidió firmar con los Gigantes, aunque no tenía forma de saber que Ryan Theriot también pactaría con San Francisco -- lo cual pudo haber relegado a Arias a Triple-A toda la temporada -- ni que Sandoval se fracturaría un hueso de la muñeca izquierda.

"Quería asegurarse de que se trataba de una oportunidad legítima de contribuir", dijo Evans sobre Arias. "En ese momento, aún no habíamos firmado a Theriot, pero estaba claro que había oportunidades para que se adueñara de un rol de utility".