Los Astros pretenden volver a sacar la garra en el Juego 6 en Los Angeles

Los Astros pretenden volver a sacar la garra en el Juego 6 en Los Angeles

LOS ANGELES -- La resistencia y la determinación exhibida tanto por los Dodgers como los Astros han sido un elemento constante en esta Serie Mundial, que ya puede considerarse un clásico de clásicos con dos partidos de entradas extras, múltiples récords establecidos y un sinnúmero de giros emocionales de ambos lados.

Los Astros, que prevalecieron en el inolvidable Juego 5 del domingo en Houston, están a ley de una victoria de llevar a la Ciudad Espacial la primera corona en la historia de la franquicia. Pero de ser así, los "siderales" tendrán que lograrlo en tierra ajena, el Dodger Stadium. 

"Todos saben lo difícil que es jugar en el Dodger Stadium. Jugar no, ganar", manifestó el venezolano José Altuve en medio de los tres partidos celebrados en Houston durante el fin de semana. "Los Dodgers tienen uno de los lineups más duros y consistentes". 

Altuve habla sobre la victoria

Dicho ataque de los azules ha anotado 18 carreras en los últimos dos encuentros de la serie, que se ha trasladado a Los Angeles para el Juego 6 a celebrarse el martes en Chávez Ravine. Los Astros tienen 8-1 en casa en esta postemporada, pero apenas 2-5 en la ruta. Sin embargo, Houston sí pudo llevarse el Juego 2 en el Dodger Stadium el miércoles pasado, en el primero de los dos choques que se han ido a extrainnings.

"Va a ser algo grande para nosotros", dijo el jardinero de los Astros, George Springer. "La garra que hemos enseñado es algo clave". 

El domingo fue la mayor muestra de ello, ya que los Astros estuvieron perdiendo 4-0 y 7-4 en el quinto choque, antes de empatar ambas veces e irse arriba en las últimas entradas. Aun cuando los Dodgers empataron en el noveno, Houston supo reponerse y sentenciar el partido en el décimo capítulo.

Yuli acerca de la batalla

Con esa habilidad de remontar, contra nada más y nada menos que el elogiado bullpen de Los Angeles y el Relevista del Año de la Liga Nacional, Kenley Jansen-a quien los Astros le han hecho una carrera cada una de las tres veces que lo han enfrentado en esta serie-la confianza está por las nubes.

"El nivel anímico de los peloteros ahora mismo está bien arriba", dijo el primera base de los Astros, el cubano Yuli Gurriel. "Eso, hay que aprovecharlo para estos dos partidos que nos quedan. Ojalá que en el mismo sexto partido podamos llevarnos la victoria". 

Altuve (2 HR, 5 CE), el boricua Carlos Correa (.333/.364/.667, 2 HR, 5 CE), Springer (.333/.440/.857, 3 HR), Alex Bregman (2 HR, 5 CE) y Gurriel (3 dobles, dos HR) han sido las figuras clave de la ofensiva de Houston hasta ahora en este Clásico de Otoño. Para que los Astros terminen de eliminar a los Dodgers, dichos bateadores-con la ayuda del abridor Justin Verlander el martes y lo que pueda aportar el tambaleante bullpen-tendrán que seguir poniendo de su parte, ahora en la ruta.

"Nos falta una victoria más, pero seguimos bien humildes con eso", dijo Altuve. "Sabemos con quién estamos jugando. Tienes que jugar cada inning para ganarle a los Dodgers. Ya los hemos derrotado en Los Angeles. Tenemos que volver a hacerlo".

La historia está a su favor. De las 65 veces anteriores en que un equipo ha tenido ventaja de 3-2 en la Serie Mundial, dicha escuadra ha llegado a coronarse 43 veces (66.2%).

Y si el Juego 6 y el posible Juego 7 se parecen a la mayoría de la acción que hemos visto en esta Serie Mundial, se verán muchas emociones más esta semana en el Dodger Stadium.

"Esto ha sido una locura", expresó Correa. "Es una bendición ser parte de ello. Estos juegos son difíciles. Siento que me va a dar un infarto. Hay mucha presión, con muchas vueltas.

"Ambos equipos son buenos, anotando carreras y poniendo buenos turnos. Hay mucha presión cuando estás ahí, queriendo ganar un partido y queriendo ganar la Serie Mundial".