Mariano Rivera le desea lo mejor a Joe Girardi

Mariano Rivera le desea lo mejor a Joe Girardi

HOUSTON -- Cosas de negocios. Así de simple ve el ex taponero panameño Mariano Rivera la decisión de los Yankees de despedir esta semana a su manager, Joe Girardi, quien llevaba 10 años en su cargo.

Girardi tomó las riendas de la novena del Bronx en el 2008 y llevó al club a la postemporada seis veces, incluyendo tres títulos divisionales y una corona de Serie Mundial (2009). Este año, bajo el mando de Girardi, los Yankees superaron las expectativas al quedar a ley de un triunfo para avanzar al Clásico de Otoño en una temporada en la que se suponía estaban en plena reconstrucción.

Rivera fue compañero de equipo de Girardi de 1996 a 2000, cuando el segundo era receptor de la novena de los Yankees. Girardi también fue el capataz de Rivera del 2008 al 2013.

"Definitivamente me tomó sorpresa, especialmente porque Joe hizo un gran trabajo dirigiendo al equipo todos estos años y especialmente este año", dijo Rivera sobre la decisión de los Yankees. "Pero son cosas de negocios. Lo único que puedo hacer es desearle lo mejor a Joe - mi amigo, mi manager, mi compañero de equipo - y a la organización de los Yankees.

Rivera, quien pasó toda su carrera con los Yankees y es el líder de por vida de Grandes Ligas con 652 rescates, dice tener buenos recuerdos de Girardi como capataz.

"Fue divertido. Mucho respeto. No esperaba otra cosa. Él te trataba como ser humano y te respetaba", dijo Rivera. "Fue un orgullo trabajar con él por tantos años".

El viernes, otro ex jugador de los Yankees, Mark Teixeira, le dijo al diario New York Post que Girardi era demasiado "intenso" y que no hacía un buen trabajo a la hora de compenetrarse con sus jugadores. Se cree que la falta de comunicación de Girardi, especialmente con los jóvenes del equipo, fue el factor principal que motivó a los Yankees a hacer un cambio en la cueva.

Rivera ofreció otra perspectiva.

"Creo que Joe fue justo con todo el mundo, los jóvenes y los veteranos", dijo Rivera. "Los veteranos son los que te ayudan a guiar a todos esos jóvenes. Es por eso que a veces los managers tienen mejor relación con los veteranos. Eso no significa que Joe dejó a un lado a los jóvenes. Siempre los apoyó. Yo fui testigo de eso".

No obstante, Rivera respeta la decisión de los Yankees y les desea lo mejor en el 2018 y en adelante.

"Siempre seré un Yankee. Sé que los Yankees van a buscar al mejor manager que pueda traer a casa la corona de Serie Mundial. Son negocios y nada más", puntualizó.