Joe Girardi dice ahora que se equivocó al no retar el bolazo a Chisenhall

Joe Girardi dice ahora que se equivocó al no retar el bolazo a Chisenhall

NUEVA YORK -- Los Yankees se encuentran al borde de eliminación tras sucumbir por 9-8 ante los Indios el viernes en el Juego 2 de la Serie Divisional de la Liga Americana en el Progressive Field, partido en el que llegaron a tener ventaja de cinco carreras.

El momento clave de dicho encuentro se produjo en el sexto inning, cuando con dos outs y dos hombres en base, al umpire Dan Iassogna le pareció que un pitcheo de relevista de Nueva York, Chad Green, rozó la mano del bateador, Lonnie Chisenhall.

El receptor de los Yankees, el dominicano Gary Sánchez, señaló que la bola había rebotado contra el bate de Chisenhall, pero el manager Joe Girardi no le pidió a los umpires que revisaran la jugada mediante la repetición instantánea.

Fue una decisión que podría costarles la serie a los Bombarderos. De haberse revisado la jugada, Chisenell hubiese sido ponchado para ponerle fin al inning. En lugar de ello, el siguiente bateador, el boricua Francisco Lindor, conectó un grand slam para iniciar la remontada de Cleveland. Luego, la repetición del lanzamiento a Chisenhall mostró que Sánchez tenía la razón.

"Fallé", dijo Girardi el sábado durante una conferencia de prensa en Yankee Stadium. "Es difícil. Es un día difícil para mí. Pero tengo que seguir adelante y estaremos listos para jugar mañana".

Después del Juego 2, Girardi dijo que no retó la jugada porque Brett Weber, el empleado de los Yankees encargado de avisarle al capataz si hay motivo para revisar alguna jugada, no vio razón para dudar que Chisenhall había sido golpeado dentro de los 30 segundos que permite Grandes Ligas para tomar la decisión de desafiar o no. Girardi dijo también no que quería interrumpir el ritmo de Green.

De acuerdo con las reglas de Grandes Ligas, cada manager comienza un juego con un desafío. Si un manager logra que los umpires cambien alguna jugada, recibe otro desafío, pero ningun capataz puede pedir revisar mas de dos jugadas en un partido. Despues del sexto innings, los umpires pueden decidir si quieren revisar jugadas, sea o no a petición de unos de los managers.

Dado que el juego estaba en el sexto inning y los Yankees tenían una ventaja amplia, Girardi fue criticado severamente por la decisión y el sábado, el dirigente reconoció que si pudiera echar atrás el tiempo, haría las cosas de otra manera.

"Brett Weber hace tan bien su trabajo que cuando me dice que algo es inconcluso, le creo, porque es muy bueno. Ahora, consciente de que tenía dos desafíos, en retrospectiva, sí, ojalá hubiese impugnado la jugada. Pero él nunca recibió el video que mostraba ese ángulo".

Girardi negó que su decisión sea indicación de que no le tenga confianza a Sánchez.

"No se trata de la confianza que le tenga a un jugador", dijo Girardi. "Para eso es que están las repeticiones, para tener evidencia concreta y conseguir un cambio. No tienen nada que ver con la confianza".