Aledmys Díaz decidido a reestablecerse con los Cardenales en el 2018

Aledmys Díaz decidido a reestablecerse con los Cardenales en el 2018

SAN LUIS -- Después de ser una de las gratas sorpresas del 2016 en los Cardenales de San Luis, Aledmys Díaz enfrentó una dura realidad este año cuando fue bajado a Triple-A tras batear .260/.293/.396 en los primeros tres meses de la temporada. 

Ahora, de regreso con el equipo grande con los rosters expandidos, el cubano reflexionó sobre lo ocurrido en este 2017.

"Creo que todas las cosas pasan por alguna vía", dijo Díaz, convocado al Juego de Estrellas la temporada pasada. "Trabajé todo el tiempo que estuve en liga menor. Trabajé en todo, en la defensiva, la ofensiva. Aprendí de todos los coaches". 

En el 2016, Díaz llamó la atención al conectar 17 jonrones y empujar 65 vueltas como torpedero titular de San Luis, terminando la campaña con línea ofensiva de .300/.369/.510. Sin embargo, su lento comienzo de la presente temporada, combinado con el ascenso meteórico de Paul DeJong como campocorto, estropeó el segundo año de Díaz en las Mayores. 

Ahora, a sus 27 años de edad, el infielder tiene una meta doble: Ser versátil a la defensa en el cuadro interior y tener una mejor disciplina en el plato. 

"Tuve la posibilidad de trabajar en otras posiciones, que creo que fue lo más importante este año", reveló Díaz, quien intenta dominar la antesala y la intermedia, además de las paradas cortas. "Fui abajo con la mentalidad de mejorar en la segunda base y la tercera, a (agarrar) experiencia en esas posiciones. Ahora mismo me siento muy cómodo jugando en las tres posiciones. Creo que me va a servir mucho para el próximo año". 

Con el madero, Díaz bateó .253/.305/.388 en 46 juegos por Triple-A Memphis.

"Trabajamos en el approach (mentalidad, estrategia), trabajar con el pitcheo bueno, trabajar todo el terreno y utilizar todas las bandas", dijo Díaz. "Es una cosa que creo que me va a ayudar en el resto de mi carrera". 

Para enero, Díaz piensa estar de vuelta entrenando en las instalaciones de los Cardenales en Júpiter, Florida, de cara a los entrenamientos del 2018.

"A trabajar mucho la ofensiva en el invierno y esperar cosas buenas para el próximo año".