Cerveceros buscan más equilibrio con movimientos discretos

Cerveceros buscan más equilibrio con movimientos discretos

Deshacerse del campeón de jonrones de la Liga Nacional e importar de Corea del Sur a un jugador de rendimiento discreto durante un breve paso en las mayores.

Muchos quedaron desconcertados cuando los Cerveceros de Milwaukee decidieron dejar ir a Chris Carter y adquirir a Eric Thames para cubrir la posición de primera base.

Pero las decisiones obedecieron a un curso de acción sensato.

Carter pudo haber bateado 41 jonrones el año pasado, pero promedió 188 ponches en las últimas cuatro temporadas. Los equipos han dejado de encandilarse por los números superlativos de poder. También estaba a las puertas de recibir un salario de hasta 10 millones de dólares mediante el arbitraje.

Milwaukee no quería comprometerse a ese gasto y deseaba conseguir un bateador zurdo para darle equilibrio a un orden ofensivo débil ante los pitchers derechos. Fueron quintos en las mayores con OPS contra zurdos, pero quedaron en el 24to frente a derechos.

Así que, por unos económicos 16 millones de dólares para tres temporadas, obtuvieron a Thames.

¿Quién? Pasó inadvertido con Toronto y Seattle en 2011-12, pero le fue de maravillas con los NC Dinos de la liga coreana, incluyendo una temporada de 47 jonrones y 40 bases robadas en 2015.

Pero no hay garantía que esa clase de producción es viable de repetirse en Norteamérica. Los estadios de Corea del Sur tienen dimensiones más chicas a los de los parques de Grandes Ligas, por lo que no hay fiarse mucho con números inflados.

"Estoy muy agradecido porque ellos se han aventurado conmigo de esta manera", dijo Thames. "Tomo esto con mucha seriedad. No es que tenga la actitud de: 'OK, conseguí un buen contrato. Ahora me lo voy a tomar suave'. Quiero ganar".

Los Cerveceros terminaron con marcar de 73-89 el año pasado, el primero desde que se abocaron a una reconstrucción con el gerente general David Stearns. Fue un repunte de cinco victorias con respecto a 2015.

------

EL LÍDER
Dado que les falta mucho para ser contendientes en la división Central de la Liga Nacional, no se descarta que los Cerveceros procuren transferir a su jugador más destacado.

Se trata de Ryan Braun, el jardinero que se alista para su segunda campaña de una extensión de cinco años. Cobrará 20 millones de dólares esta temporada.

Viene de una sobresaliente temporada en la que bateó para .304, más 30 jonrones y 91 impulsadas.

Para Braun, de 33 años, los rumores de cambio son moneda de uso corriente. Pero anhela ser parte del proyecto cuando rinda sus frutos.

"Cuando eres un equipo de un mercado pequeño es necesario formar jugadores que tengan impacto en las mayores, ya que no todos los años vamos a traer a los mejores agentes libres", dijo Braun. "Y por lo que se ve en los papel y por lo que pregona la directiva, hay mucha gente que les tiene entusiasmados".

------

ARCIA Y EL FUTURO
Orlando Arcia es uno de los prospectos señalados a ser los pilares a largo plazo. El torpedero debutó en agosto y cumplió en defensa, pero nunca carburó en el plato al batear para .219 y .273 en embasado.

Milwaukee confía que se suelte al iniciar su primer año como titular del campocorto, además de los jardineros Keon Broxton y Domingo Santana. Aunque se vio limitado a 77 juegos por lesiones, el dominicano disparó 11 jonrones, uno de ochos Cerveceros que alcanzaron los doble dígitos en ese rubro.

Otros prospectos que tocan la puerta son el zurdo Josh Hader y el jardinero Lewis Brinson.

------

VERSATILIDAD
Rumbo a su tercer año al frente, el manager Craig Counsell cuenta con un equipo mucho más versátil.

La presencia de Arcia provocó que el dominicano Jonathan Villar pasara a la segunda base. Villar, quien lideró las mayores con 62 bases robadas, también puede desempeñarse en la tercera.

Travis Shaw, procedente de Boston, será el titular en la antesala y podría ser empleado en la inicial. El venezolano Hernán Pérez es el comodín en el cuadro interior.

Tras canjear a Jonathan Lucroy a Texas el año pasado y dejar partir al suplente Martín Maldonado, el puesto de receptor aún no tiene un dueño definido, con Jett Bandy, Andrew Susac y el venezolano Manny Piña como aspirantes.

------

LO QUE PUEDE SALIR MAL
El pitcheo carece de nombres de fuste.

En la rotación, todo depende que el dominicano Wily Peralta sostenga la mejoría que tuvo en sus últimas aperturas de 2016, y que Junior Guerra y Zach Davies no desentonen tras sus debuts. El de Guerra fue un caso peculiar: novato a los 31 años, el venezolano totalizó 20 aperturas con efectividad de 2.81 y 100 ponches en algo más de 121 ponches. Counsell lo designó para abrir el juego inaugural.

Los canjes de Tyler Thornburg en el invierno y de Jeremy Jeffress en julio desmantelaron lo mejor de su bullpen. Neftalí Féliz se presenta como el nuevo cerrador tras firmar un contrato de 5,35 millones. El dominicano sumó 72 rescates entre 2010-11 con Texas, pero su carrera se frenó por una cirugía Tommy John y venía desempeñándose como preparador de mesa.