Corey Kluber se vio enorme una vez más para los Indios

Corey Kluber se vio enorme una vez más para los Indios

CLEVELAND - Corey Kluber es el as indiscutible de los Indios de Cleveland. El martes en el Juego 1 de la Serie Mundial contra los Cachorros, el derecho lo volvió a demostrar de una manera contundente.

Con 6.0 entradas en blanco, en las que permitió cuatro hits, ponchó a nueve bateadores y no dio base por bolas alguna, Kluber se adjudicó la victoria en el triunfo de la Tribu, que picó adelante en el Clásico de Otoño ante Chicago.

De paso, el diestro mejoró su efectividad en esta postemporada a 0.74 en cuatro aperturas, en las que ha concedido apenas dos carreras limpias en 24.1 entradas, con 29 ponches y siete boletos.

"No sé si hay un factor específico que se pueda señalar", dijo Kluber al pedírsele que explicara sus superlativos éxitos en la postemporada. "Obviamente, hay más de por medio en cada juego. No es que los partidos de campaña regular tengan menos importancia, pero es casi como que tienes un nivel extra de intensidad, enfoque y otras cosas que no se ven (en circunstancias normales)".

El martes, Kluber puso un toque histórico a su dominio. Contra el fuerte ataque ofensivo de los Cachorros, ocho de los primeros nueve outs que sacó en el partido fueron por la vía del ponches, lo cual estableció un nuevo récord en los anales de la Serie Mundial. El cubano Orlando "El Duque" Hernández y los Salón de la Fama Bob Gibson y Randy Johnson compartían la marca anterior con siete abanicados en los primeros tres innings de aperturas en Clásicos de Otoño.

"En los últimos años ha sido bastante bueno", dijo el manager de los Indios, Terry Francona, acerca de Kluber, quien ganó el Premio Cy Young de la Liga Americana en el 2014. "Pero en estos playoffs ha sido tan eficaz como necesitamos que sea, y más. Se prepara muy bien, en cuanto a sus rutinas y su ética de trabajo. Por eso es que aun estando a finales de octubre, no se le está acabando la gasolina".

Ese último punto de Francona podría ser clave, ya que Kluber sigue siendo candidato para abrir el Juego 4 el sábado en Chicago con tres días de descanso.

"Es nuestro as", dijo el receptor de los Indios, el puertorriqueño Roberto Perez, quien fue uno de los héroes de la victoria del martes con dos jonrones y cuatro empujadas. "Atacó a los bateadores y nos pusimos adelante (en los conteos). Ha hecho eso todo el año.

"Cada vez que él se sube al montículo, espero algo grande. Tuvimos un buen plan de juego, ejecutamos los pitcheos y él estuvo sobresaliente".

Entre sus otras hazañas históricas, Kluber se convirtió el martes en el tercer pitcher de los Indios en lanzar 6.0 ceros en una apertura de Serie Mundial, siendo los otros Duster Malis (Juegos 3 y 6 del Clásico de 1920), Stan Coveleski (Juego 7 de 1920) y Gene Bearden (Juego 3 de 1948).

"Cada lanzador joven, hasta cada pitcher profesional, debería verlo tirar", dijo sobre Kluber el relevista de Cleveland, Andrew Miller, quien volvió a aportar en grande con 2.0 ceros el martes. "Es tan bueno. Es increíble la forma en que manipula la bola.

"Somos afortunados de tenerlo de nuestro lado, porque es nuestro caballo. Estoy contento de que haya podido poner el tono para nosotros, porque eso es crucial".