El receptor boricua Roberto Pérez aporta cada vez más en los Indios

El receptor boricua Roberto Pérez aporta cada vez más en los Indios

BOSTON - Roberto Pérez no es el jugador más conocido en el plantel de los Indios de Cleveland, pero si el boricua sigue poniendo de su parte en la causa de la Tribu, el receptor se ganará un nombre importante en esta postemporada.

Con su gran actuación en el Juego 1 de la Serie Divisional de la Liga Americana contra los Medias Rojas (de 3-2 con HR y dos anotadas, además de una brillante defensa), más dos bases por bolas y otra carrera anotada el viernes en el segundo choque, el oriundo de Mayagüez ha cobrado un protagonismo que lucía bien difícil hace poco tiempo.

"Siempre ha sido bueno recibiendo y tirando, pero lo hemos visto ganar confianza", dijo el manager de los Indios, Terry Francona, cuya tropa se encuentra arriba en la serie vs. Boston 2-0. "Es algo que valoramos mucho".

Por supuesto, Francona se refiere al trabajo defensivo de Pérez, quien bateó apenas .183 en 61 partidos de temporada regular en el 2016. Pero la historia no es así de sencilla.

Pérez era en teoría el sustituto del cátcher titular de la Tribu, el brasileño Yan Gomes. Pero el puertorriqueño se fracturó el pulgar derecho en abril y estuvo inhabilitado del 1ro de mayo al 17 de julio. Justo el día después del regreso de Pérez, Gomes sufrió una dislocación del hombro derecho.

Sin estar completamente en forma, Pérez tuvo que hacerse cargo de la receptoría de un equipo puntero que aspiraba a lo más alto.

"Fue bien difícil. Fue un reto", dijo Francona. "Sabíamos que iba a tomarse un tiempo, y así mismo fue".

En julio y agosto, Francona insistió en que lo más importante para Pérez-quien en la temporada regular atrapó a 13 de 26 corredores en intento de robo--era jugar buena defensa detrás del plato, manejar el cuerpo monticular de la Tribu y pedir buenos juegos. El boricua no sólo cumplió en ese sentido-pese a las lesiones del venezolano Carlos Carrasco y del dominicano Danny Salazar, dos piezas clave de la rotación-sino también empezó a rendir más con el madero al batear .263 con tres jonrones y 13 empujadas en sus últimos 31 partidos de la temporada regular.

"Lo primordial para mí es jugar defensa, llamar un buen juego. Si bateo, es un plus (extra)", dijo Pérez, quien hace dos años y medio superó la Parálisis de Bell en la cara (Bell's Palsy). "Al principio del año tuve problemas, pero ya al final me sentía como yo mismo. Me sentía más cómodo en el plato".

Gomes volvió a jugar en el último fin de semana de la temporada regular y para la primera ronda de los playoffs fue agregado al roster de los Indios, que decidieron incluir a tres receptores en el plantel. Francona ha dicho que cabe la posibilidad de sustituir a Pérez con Gomes en una situación clave con la oportunidad de anotar carreras. Pero si Pérez sigue produciendo al bate, eso lucirá cada vez menos probable.

"Me da más confianza en el plato", dijo Pérez acerca de su buen inicio en esta serie. "Creo que me hacía falta eso. Ahora tengo que seguir trabajando en mi rutina y todo. Tengo que estar preparado todos los días".

Agregó Francona; "Se nota el aumento en la confianza. Está tirando (desde la receptoría) de manera excelente y está poniendo de su parte en la ofensiva. Ha sido divertido ver eso.

"Siempre es divertido ver a los jugadores mejorar y se nota que él lo está disfrutando. Hubo un trecho en el que estuvo batallando".