El pitcheo tiene a los Medias Rojas en muy buena posición

El pitcheo tiene a los Medias Rojas en muy buena posición

Quizás los Medias Rojas sí terminen despidiendo al dominicano David Ortiz con trofeos, lágrimas y desfiles. Dada la manera en que están jugando los Patirrojos últimamente, nadie se sorprendería de que así fuera.

La novena de Boston ha ganado 10 de sus últimos 12 partidos y, ahora mismo, su rotación luce como una de las más profundas de Grandes Ligas.

En las últimas dos semanas, los abridores de los Medias Rojas tienen marca de 8-1 con efectividad de 2.66. Solamente las rotaciones de los Reales y los Cachorros han registrado mejores números en ese tramo. Si se tratara de cualquier otra división, los Patirrojos se estuviesen afianzando como punteros. Pero ahora mismo, se encuentran empatados con los Azulejos en el primer lugar del Este de la Liga Americana con marca de 71-54 y solamente dos juegos los separan de los Orioles, que se encuentran en el segundo lugar.

Desde el 17 de julio, no ha habido una diferencia de más de tres partidos entre los tres equipos. Los Medias Rojas y los Azulejos concluirán la temporada regular con tres juegos en el Fenway Park y no hay motivo para pensar que la división se definirá antes de dicha serie.

Los Medias Rojas se sienten cada vez más optimistas. Los veteranos del club, especialmente Ortiz (.321, 29 cuadrangulares, 98 impulsadas), están jugando a un nivel bien alto. Y los muchachos jóvenes también han dado la cara y Mookie Betts en particular (.313, 28 bambinazos, 89 remolcadas) se perfila como candidato para el premio al Jugador Más Valioso de la Liga Americana. 

El jardinero novato Andrew Benintendi ha sido una buena adición en la segunda mitad, ya que en 20 juegos, lleva promedio de .323 y el lunes hizo una atrapada en el jardín izquierdo para robarle un jonrón a Steven Souza Jr. que podría terminar siendo la mejor jugada defensiva de la temporada.

Y también está el receptor Sandy León. El venezolano de 27 años de edad comenzó la temporada en Pawtucket con promedio de por vida de .184 en 129 turnos al bate en la Gran Carpa. En 48 partidos por el equipo grande esta temporada desde que fue convocado en junio, el oriundo de Maracaibo batea .375 y es uno de los motivos por los que los Medias Rojas encabezan las Grandes Ligas en carreras anotadas.  

Volviendo al tema del pitcheo, Rick Porcello llegó al miércoles empatado con J.A. Happ en el primer lugar en Grandes Ligas con 17 victorias. Cole Hamels de los Rangers quizás sea el favorito para el premio al Cy Young en la Liga Americana, pero Porcello será parte de la conversación. 

El martes, Boston doblegó a los Rays por 2-1 con otra sólida salida de Clay Buchholz, quien en sus 10 años en Nueva Inglaterra ha sido considerado el as del club en algunas ocasiones y en otras ha dado la impresión de tener un pie fuera del equipo. 

Con ayuda de Brian Bannister, el director de desarrollo de pitcheo de los Medias Rojas, Buchholz ha hecho ajustes a su mecánica para hallar resultados de antaño. El martes, limitó a Tampa Bay a una carrera en 6.1 entradas y ponchó a nueve bateadores.

En sus últimas ocho presentaciones - tres aperturas, tres como relevista - el derecho de 32 años de edad tiene efectividad de 1.96 y podría ser una pieza clave para el manager John Farrell en la recta final. 

El lunes, David Price lanzó ocho innings en blanco para continuar su buena racha en la segunda mitad. En 10 aperturas desde principios de julio, el zurdo tiene promedio de carreras limpias de 2.86 con 14 boletos y 59 ponches en 69.1 innings de labor. 

La rotación de los Medias Rojas pronto lucirá aun más profunda, ya que dos abridores, el venezolano Eduardo Rodríguez y Steven Wright, parecen estar cerca de volver de la lista de lesionados. Además, el relevista Koji Uehara, quien ha estado fuera de acción desde el 18 de julio, podría volver con el equipo grande antes de que termine la temporada regular.

Los Medias Rojas están jugando su mejor béisbol en medio de una gira agotadora. La semana pasada, disputaron juegos en cuatro ciudades en espacio de cinco días. Derrotaron a los Indios en Cleveland y ganaron dos juegos en Baltimore antes de dividir una serie de cuatro compromisos en Detroit.

Farrell dijo que sus jugadores han aceptado el reto que les ha presentado el calendario y agregó que "se han hecho mejores amigos a medida que va avanzando la temporada".

Pero todo comienza con el pitcheo.

"Hemos tenido un mes sólido", dijo Farrell. 

Price seguro estaba hablando por todos sus compañeros de equipo el lunes cuando dijo "creo que aún no hemos jugado nuestro mejor béisbol, así que estamos en muy buena posición".