Erasmo y Colomé le han dado un respiro al bullpen de Rays

Erasmo y Colomé le han dado un respiro al bullpen de Rays

ST. PETERSBURG - Fue la primera vez en mucho tiempo para dos relevistas cortos de los Rays - la primera vez que el nicaragüense Erasmo Ramírez no permite que nadie se le embase desde el 29 de mayo, y la primera vez desde el 14 de junio que el dominicano Alex Colomé intenta y completa un salvamento.

El bullpen de Tampa Bay batalló durante el trecho en el que los Rays perdieron 24 de 27 juegos, registrando una efectividad de 7.49 durante ese período. Pero las cosas han comenzado a cambiar, y los relevistas de los Rays han hilvanado 11 1/3 entradas en blanco.

Prueba de ello fue el domingo, cuando las dos piezas de más confianza en el bullpen lanzaron tres innings inmaculados para sellar la victoria de Tampa Bay por 5-2 sobre Baltimore.

"Fue algo grande ver a Erasmo entrar al partido bien descansado y con un enfoque fresco", declaró el timonel de los Rays Kevin Cash. "Alex tampoco había lanzado en un buen tiempo. Tenemos mucha confianza en Alex, sin importar si es un juego cerrado o no".

Ramírez lanzó dos episodios, y Colomé tiró uno. De los nueve outs que ambos sacaron, siete de ellos fueron por la vía del ponche, incluyendo los tres outs de Colomé. Los Rays habían logrado apenas un juego salvado desde el 14 de junio, y habían batallado para conseguir victorias con un bullpen que no podía mantener ventajas o juegos al alcance.

Cash dijo que el descanso le ayudó bastante a Ramírez, quien fue el mejor relevista de los Rays por los primeros dos meses de la temporada antes de que el nicaragüense cayera en un bache que disparó su promedio de efectividad de 1.32 el 7 de mayo a 4.35 en el arranque de julio.

Colomé logró hilar siete salvamentos del 3 al 14 de junio, pero no había logrado uno desde entonces - y tras ser enviado a la lista de lesionados de 15 días, el diestro logró su 20mo rescate el domingo.

"Hacía bastante que no entraba a un juego, que no lograba un salvamento, manifestó Colomé. "Esta noche, me sentí feliz de haber progresado y salvado un juego para mi equipo. Mi brazo, mi mente, se sienten al 100% ahora".