Para CarGo, el primer turno al bate de cada juego es el más importante

Para CarGo, el primer turno al bate de cada juego es el más importante

DENVER - El primer turno al bate de cada partido para el jardinero derecho de los Rockies, el venezolano Carlos González, es su favorito. Por ejemplo, su cañonazo de tres carreras durante la victoria de Colorado por 5-3 el sábado sobre los Padres llegó en su primera oportunidad del juego.

"Ponerte arriba en tu primer turno al bate siempre ayuda", externó González. "Siempre me digo a mí mismo que el primer turno al bate de cada partido es más grande que uno en la novena entrada con las bases llenas y el juego en riesgo. Siempre estoy listo para batear desde el arranque.

"Si logras hacer algo productivo en tu primer turno al bate, vas a tener una gran oportunidad de conectar más imparables durante el resto del juego. Aparte de eso, siempre estoy tratando de tener buenos turnos cada vez que me paro en la caja de bateo".

Sin embargo, la primera presentación en el plato también es la más difícil. El oriundo de Maracaibo, Venezuela, batea para .240, con promedio de embasarse de .309 y porcentaje de embasarse más slugging de .480 en su primer turno al bate, aunque esos números incluyen un horroroso bache ofensivo que el cañonero zurdo sufrió en mayo. Pero en general, González ocupa el tercer lugar en la Liga Nacional con la marca más alta en el equipo de 24 partidos con dos o más imparables.

En los Rockies, el antesalista Nolan Arenado tiene 21 juegos de dos o más hits, mientras que DJ LeMahieu tiene 19 y el venezolano Gerardo Parra y Trevor Story tienen 18.

El pasado 20 de abril, CarGo logró una hazaña al llegar a 1,000 imparables en su carrera, y hasta el domingo el cañonero de 30 años de edad acumulaba 1,049 indiscutibles en la Gran Carpa.