Tigres ponen Yankees al borde

Tigres ponen Yankees al borde

Kenny Rogers lanzó algo más de siete entradas en blanco y Curtis Granderson y Sean Casey impulsaron dos carreras cada uno para llevar a los Tigres al triunfo por 6-0 frente a los Yankees en el tercer jugar de la Serie Divisional.

La victoria le dio a los Tigres una ventaja de 2-1 en la serie de mejor de cinco y pone a los Yankees al borde de la eliminación. El cuarto juego de la serie se jugará el sábado también en el Comerica Park.

Mientras que toda la atención antes del inicio de la serie estaba centrada en la potente alineación de los Yankees, fue Rogers quien dominó por completo a los bateadores neoyorquinos al limitarlos a cinco hits y dos bases por bolas en siete entradas y dos tercios en la lomita.

La ofensiva respaldó a la brillante actuación de Rogers al anotar tres carreras en la segunda entrada. Casey y el dominicano Plácido Polanco tuvieron sencillos impulsadores, mientras que Granderson remolcó la otra con un rolado al cuadro.

El partido se quedó 3-0 hasta la sexta entrada cuando el boricua Iván Rodríguez y Casey aumentaron la ventaja a 5-0 con sendos dobles impulsadores. Granderson disparó su segundo cuadrangular de la postemporada con un jonrón solitario en la séptima para sentenciar el marcador.

Las seis carreras fueron más que suficiente para los lanzadores de los Tigres que dominaron por completo a la ofensiva de los Yankees. Rogers salió en la octava entrada después de ponchar a Johnny Damon y Bobby Abreu.

El hispano Joel Zumaya entró en la octava y retiró a Alex Rodríguez con un elevado al jardín derecho. Rodríguez se fue en blanco en sus tres turnos al bate y tiene un promedio de .091 en los primeros tres partidos de la serie.

El cerrador Todd Jones entró en la novena entrada y sacó los últimos tres outs del partido para su segundo salvado de la salida.

Los Yankees mandan a Jaret Wright al montículo para salvar su temporada, mientras que los Tigres enviarán a Jeremy Bonderman para avanzar la Serie del Campeonato ante los Atléticos de Oakland.