Jorge Vázquez con "sentimientos encontrados" al hundir a Tigres

Jorge Vázquez con

SANTO DOMINGO - Cuando Jorge "Chato" Vázquez se paró en la caja de bateo en el cierre del noveno inning de la final de la Serie del Caribe el domingo, con el partido empatado 4-4, el pitcher que tenía de frente no era un extraño total.

Renee Cortez, el lanzador de Venezuela en ese momento, había sido compañero de equipo de Vázquez unos días antes en la postemporada de la Liga Venezolana de Béisbol Profesional con los Tigres de Aragua.

El resultado del segundo envío de Cortez fue un jonrón de oro de Vázquez, quien se vistió de héroe en la victoria de los Venados de Mazatlán, campeones de la 58 Serie del Caribe con su triunfo sobre los mismo Tigres.

"Quería agarrar el pitcheo que pensaba que me iba a tirar y salió eso", dijo Vázquez, quien además de su proeza del domingo, fue Jugador Más Valioso del Clásico Caribeño del 2011 cuando se coronaron los Yaquis de Obregón en Puerto Rico. "Mi plan era hacer un buen contacto. Conozco al pitcher y tenía una idea de lo que me iba a tirar, y él se equivocó. Me paré agresivo ahí, a tratar de conectar un batazo así, y gracias a Dios salió".

Vázquez, de 33 años, reforzó a los Tigres en la LVBP en la semifinal y la final, bateando .386 con tres cuadrangulares en un total de 14 partidos. Afirma el veterano que tuvo una grata experiencia con los felinos y en Venezuela, pero que a fin de cuentas su rol como refuerzo de los Venados fue lo primordial en este certamen.

"Me gustó mucho la pelota de Venezuela. Aprendí bastante", dijo el integrante de los Tomateros de Culiacán en la Liga Mexicana del Pacífico. "El béisbol de los venezolanos es bonito, se juega duro y se goza el juego. Aprendí mucho de eso.

"Son sentimientos encontrados, pero ¡Viva México!".