Yulieski Gourriel y Alfredo Despaigne han expandido sus horizontes

Yulieski Gourriel y Alfredo Despaigne han expandido sus horizontes

SANTO DOMINGO - Desde hace varios años han desertado de Cuba peloteros de sumo talento y otros de menos condiciones, todos con la intención de ser jugadores de Grandes Ligas.

Algunos, como Yasiel Puig, Yoenis Céspedes, José Abreu y Aroldis Chapman-por mencionar algunos nombres-han brillado en el mejor béisbol. Pero son pocos los que se han hecho un nombre fuera de Cuba con el aval y la cooperación del gobierno de su país. Los más famosos son Yulieski Gourriel y Alfredo Despaigne, quienes han llevado su talento a los circuitos de México y Japón durante el verano.

"He tenido la oportunidad de salir a representar el país y ha sido algo grande", dijo Gourriel acerca de sus intervenciones en Japón y en la Serie del Caribe.

En cuanto al Clásico Caribeño se refiere, tanto Gourriel como Despaigne ha participado en los tres certámenes desde el 2014, primer año en que Cuba se reintegró como "invitado especial" al evento en su segunda etapa. Si bien es cierto que los equipos cubanos no han deslumbrado con sus actuaciones colectivas, al menos ligaron tres victorias en la edición del 2015 en Puerto Rico para proclamarse campeones.

"Nos tocó verla desde la barrera, como quien dice, solamente verla por televisión", dijo Gourriel sobre las Series del Caribe previas a la del 2014 en Isla Margarita, Venezuela. "Veíamos esas grandes rivalidades entre países que participaban en la Serie del Caribe. He participado en las tres en que Cuba ha intervenido y ha sido una buena experiencia para mí".

En el 2014, a Gourriel, ahora de 31 años de edad, le tocó jugar una temporada en el béisbol japonés con el Yokohama de la Liga Central. Allí, el infielder dio una buena muestra de su talento con promedio de .305, porcentaje de embasarse de .349 y slugging de .536, además de 22 dobles, 11 jonrones y 30 empujadas en 62 partidos.

Sin embargo, el Yokohama anuló el contrato del estelar previo a la campaña del 2015, debido a que Gourriel no quiso presentarse al equipo mientras se recuperaba en Cuba de una lesión en una corva.

"Es un poco difícil", dijo Gourriel sobre lo que al final fue una experiencia problemática en Japón. "El béisbol japonés es bien diferente al que jugamos aquí. Son costumbres bien diferentes, otra cultura. Tienes que adaptarte bien rápido".

Mientras tanto, Gourriel disfruta en grande la temporada del 2015-16 en la Serie Nacional Cubana, donde batea .535, con porcentaje de embasarse de .604 y sluggging de 1.012 por Industriales. En apenas 23 encuentros, ha disparado 10 jonrones y ha impulsado 32 anotaciones.

DESPAIGNE EN MÉXICO Y JAPÓN
Despaigne ha podido llevar su gran producción de la Serie Nacional-donde ha puesto números descomunales vistiendo los uniformes de Granma, Pinar del Río y Santiago de Cuba-a los circuitos de México y Japón.

Luego de intervenciones breves pero fructíferas (marcadas por una acusación de falsificación de un pasaporte) con Campeche en la Liga Mexicana de Béisbol del 2013 al 2014, Despaigne ha conectado 31 jonrones en un total de 148 juegos del 2014 al 2015 con el Chibba Lotte en la Liga del Pacífico de Japón.

"Impresionante. Muy contento con esa experiencia", dijo Despaigne al hablar de su paso por Japón, donde tiene contrato de dos años con el Chibba Lotte. "La fanaticada japonesa es increíble. Estoy muy contento de estar allá".

Despaigne no deja de reconocer el esfuerzo que se ha hecho necesario para jugar en circuitos profesionales fuera de Cuba.

"Es un camino largo, con mucho sacrificio y mucha entrega", expresó el toletero. "Mucho entrenamiento y mucha diversión.

"Ha sido muy duro, pero bueno, para adelante. Es lo que uno sabe hacer, que es jugar béisbol y prepararse para jugar en todas las ligas que a uno se le presenten".