Yoenis Céspedes patentiza la nueva percepción de los Mets

Yoenis Céspedes patentiza la nueva percepción de los Mets

NUEVA YORK -- Para los Mets, la decisión de Yoenis Céspedes de permanecer en Nueva York apunta a un cambio en la manera que el equipo es visto.

"Ahora somos un destino en el que los jugadores quieren estar", proclamó el miércoles Jeff Wilpon, el director ejecutivo de los Mets, un día después que el toletero cubano y el equipo acabaron de cerrar los flecos de un contrato de 75 millones de dólares por tres años.

En vez de firmar a largo plazo con otro club, Céspedes aceptó un contrato que le permite salirse tras un año y 27,5 millones de dólares. Eso lo permitiría al jardinero entrar a un mercado de agentes libres que no tendría mucho talento de primera categoría.

"No lo ve como un vínculo a corto plazo o que sea un contrato a corto plazo", dijo el agente Brodie Van Wagenen, quien se encargó de las negociaciones de Céspedes por las agencias de representación CAA Baseball y Roc Nation Sports. "Si bien la (cláusula de) salida está ahí y le da a las partes algo de flexibilidad, Yoenis lo considera, antes que todo, como la oportunidad para ganar una Serie Mundial en 2016, y como una plataforma para tener un pacto más duradero entre las dos partes más adelanto".

Adquirido de Detroit poco antes que termina la fecha límite para canjes, el 31 de julio, Céspedes sacudió 17 jonrones con 44 impulsadas en 57 juegos con los Mets, que disputaron su primer Clásico de Otoño desde 2000.

Recibirá un bono de 10 millones dólares por firmar, que deberá desembolsado a los 30 días que el acuerdo reciba el aval de las Grandes Ligas. También cobrará salarios de 17,5 millones este año y de 23,75 millones en cada una de las últimas dos temporadas.

Céspedes quedó blindado con una cláusula que le permite vetar canjes, además de poder declararse agente libre tras la temporada de 2016. Los Mets tendrán la potestad de ofrecerle una oferta calificada, lo que les permitirá recibir una selección de draft como compensación si el cubano firma con otro club.

"Era claro que el pelotero tenía el deseo de estar aquí y tenía la motivación de estructurar un acuerdo que no solo le permitiera seguir aquí, sino también cumplir con sus objetivos de que su cotización en el mercado fuera reconocido de forma justa.... y quedar bien establecido con respecto a los jardineros en el béisbol", afirmó Van Wagenen.

Previo a la semana pasada, los directivos de los Mets daban pocas probabilidades de poder retener a Céspedes. Nueva York no quería ofrecer un pacto de largo plazo a un jugador que recién cumplió 30 años.

"Creo que cuando empecé a tener la sensación de que teníamos una posibilidad de hacer esto realidad fue cuando le hice una pregunta a Brodie: '¿Yoenis quiere volver a Nueva York?' y la respuesta de Brodie fue afirmativa", mencionó el gerente general Sandy Alderson. "Lo segundo fue cuando Brodie me hizo una pregunta, que fue: '¿Ustedes buscan ganar?' Creo que esa fue la frase exacta. Y ahí le dije: 'Sí'".

En procura de su primer campeonato de la Serie Mundial desde 1986, Nueva York cuenta con un joven e imponente rotación que incluye a Matt Harvey, Jacob deGrom, Noah Syndergaard y Steven Matz. Céspedes sería el baluarte de una ofensiva que anduvo a los tumbos el año pasado hasta que llegó.