Collins con grandes expectativas para los Mets en el 2016

Collins con grandes expectativas para los Mets en el 2016

NUEVA YORK - Mientras no sucediera algo imprevisto, los Mets habían tomado la decisión de pedirle a Terry Collins que regresara como manager antes de que comenzara la postemporada - antes de que Nueva York superara a los Dodgers y los Cachorros en las primeras dos rondas de los playoffs para llegar a la Serie Mundial por primera vez en 15 años.

Viéndolo desde ese punto de vista, la extensión de contrato que Collins recibió se debe más a todo el trabajo que ha hecho en los últimos cinco años que al haber conducido a los Mets hasta el Clásico de Otoño.

"Terry no regresa como manager simplemente por la temporada que tuvimos", dijo el gerente general de los Mets, Sandy Alderson, en la rueda de prensa en la cual el equipo anunció la extensión de Collins de manera oficial. "Durante los últimos cuatro años - sin contar con el talento ni los recursos que tuvo durante parte de esta temporada - hizo una labor extraordinaria. Esto es una muestra de nuestro agradecimiento y de nuestra confianza en Terry en adelante".

Dicha confianza viene en gran parte de la labor de Collins del 2011 al 2014, cuando el club superó las expectativas a pesar de que terminó con marcas perdedoras en cuatro temporadas consecutivas . Después de terminar en el cuarto lugar en el Este de la Liga Nacional en los primeros dos años de Collins al mando, los Mets terminaron en el tercer lugar en el 2013, en el segundo lugar en el 2014 y ganaron la división esta temporada. Gracias a ello, a sus 66 años de edad, Collins llegó a los playoffs por primera vez en sus más de cuatro décadas en el béisbol profesional.

"El año pasado, dije, 'Es hora de ganar'", manifestó Collins. "Esa es la misma meta que vamos a tener [en el 2016]. Pero nuestras expectativas son un poco más grandes ahora que el año pasado. Va a ser divertido tratar de cumplir con el reto".

Agregó Alderson, "Nuestras expectativas de cara a la próxima temporada deben ser más altas que las expectativas que teníamos para esta campaña. Hablamos de un récord ganador. Hablamos de 90 victorias. Hablamos de llegar a los playoffs.

"Disputamos la Serie Mundial. Las cosas no nos salieron muy bien que digamos en esos cinco juegos, pero llegamos a la Serie Mundial. La próxima temporada, arrancamos desde otro nivel".

Lo que hizo Collins después de que los Mets agregaran refuerzos en julio convenció al club de que merece seguir en la cueva. Collins comenzó la temporada del 2015 con marca de 304-344 como manager de los Mets. Su promedio de victorias al mando de Nueva York seguía por debajo de .500 el 24 de junio, y el equipo comenzó el mes de agosto en el segundo lugar. Pero los Mets tuvieron marca de 41-24 en sus últimos 65 juegos de la temporada regular y aseguraron el banderín del Este de la Liga Nacional por un margen de siete juegos.

Dado que se encuentra en Nueva York, a Collins le seguirán lloviendo preguntas acerca de su estrategia, especialmente después de su decisión de permitirle a Matt Harvey enfrentarse a dos bateadores en el noveno inning del Juego 5 de la Serie Mundial. A Collins también lo seguirán las interrogantes sobre el futuro, ya que ha dicho que no quiere dirigir cuando tenga 70 y tantos años. El piloto tendrá 68 años cuando se expire su contrato actual. Si se mantiene en su cargo hasta entonces, Collins fijará un récord como el manager que más tiempo ha estado al mando de los Mets.

Las expectativas para los Mets son más altas que nunca ahora, particularmente tomando en cuenta que Harvey y los demás abridores jóvenez del equipo -- Jacob deGrom, Noah Syndergaard y Steven Matz -- estarán de regreso la próxima temporada.

"Creo que todos estamos conscientes ahora de lo difícil que es llegar a la Serie Mundial y de que el camino para volver es largo", dijo Alderson. "Veintinueve equipos se van a casa descontentos y creo que el 29no equipo es el que más inconforme se queda.

"Pero apenas han transcurrido algunos días desde esa última derrota. Ya hemos comenzado a trabajar con miras al 2016. Desde el punto de vista emocional, aún estamos un poco dolidos por lo que pasó. Es muy fácil afirmar, 'Volveremos el próximo año'. Es un camino arduo. Es nuestra intención, pero reconocemos lo difícil que es".