Tigres confían en liderazgo de Brad Ausmus para el 2016

Tigres confían en liderazgo de Brad Ausmus para el 2016

DETROIT - El receptor de los Tigres, James McCann, es un fiel creyente en que una persona puede revelar su verdadero carácter en situaciones adversas. Por esa razón, y por muchas otras, el novato estuvo feliz cuando se enteró el sábado por la tarde que el manager Brad Ausmus estará de regreso el próximo año.

"Hemos tenido nuestros altibajos. Hubiera sido fácil odiar el hecho de venir al parque, pero nunca fue así", dijo McCann. "Creo que eso nos confirma su calidad como persona y como manager".

"Llega al estadio todos los días con un sonrisa en su rostro siempre buscando la manera de ganar. Eso es algo que respeto. Cuando las cosas salen mal y puedes seguir llegando al parque con una sonrisa, dice mucho sobre qué tipo de persona eres".

En la segunda temporada de Ausmus como manager, Detroit se desmoronó al terminar su primera campaña con record negativo desde el 2008, poniéndole fin a una racha de cuatro títulos en la División Central de la Liga Americana. El gerente general Al Ávila dijo que el núcleo de jugadores jóvenes, incluido McCann, Ausmus y sus habilidades para dirigir son las razones para mantenerlo en el puesto.

McCann alabó a Ausmus como manager, atribuyendo el fracaso a las lesiones, de los abridores Justin Verlander, los venezolanos Miguel Carera y Víctor Martínez, y otros factores que se salieron de control.

"Creo que Brad es un gran manager", elogió McCann. "Pienso que no lo puedes culpar de los problemas diciendo que él fue el causante de ellos".

A pesar de los problemas, el receptor dijo que la actitud de Ausmus es un ejemplo para los jóvenes del equipo. Según McCann, la habilidad del manager de ignorar las distracciones, como cuando salieron varios reportes diciendo que sería despedido, ayudaron a unificar al equipo durante momentos difíciles.

Ese sentimiento lo ratificó el relevista Blaine Hardy, quien alabó a Ausmus por no quejarse en ningún momento, en lo que Hardy describió como un momento de culpa injustificada hacia él.

"Eso es algo que me gusta de Brad: No tiene problemas en tomar responsabilidades, sean su culpa o no", dijo Hardy. "Acepta el problema sin importar si la culpa es de él o de otra persona. Con todo lo que ha pasado este año, creo que está listo para cualquier temporada que se presente en el futuro. Los fanáticos piensan que si perdemos es su culpa. No hay mucho que pueda hacer".

De la forma en que Ávila lo explicó el sábado por la tarde, mantener a Ausmus y a su cuerpo de instructores también le dará al equipo un año más de continuidad de dirigir al grupo de jugadores que recién empiezan a contribuir, incluyendo el abridor novato Daniel Norris.

"Estoy muy emocionado por eso", aseguró Norris sobre el regreso de Ausmus. "La relación que he construido con Brad y con Jonesy [el coach de lanzadores Jeff Jones], ¿Sabes? Quería que volvieran, porque me siento cómodo con ellos y siento que todos estamos en la misma página. Creo que fue un buen movimiento".