David Wright ha regresado a los Mets de manera triunfal

David Wright ha regresado a los Mets de manera triunfal

NUEVA YORK - Hace más de un mes que David Wright hizo su regreso triunfal al lineup de los Mets y, al menos cuando está en el terreno de juego, el capitán no parece estarle dando mente a la espalda.

Para Wright, los movimientos repentinos ya no conllevan temor e incertidumbre. Esa fase de su recuperación ya quedó atrás.

Fuera del terreno, el antesalista se rige por una rutina meticulosa que incluye terapia con hielo y acolchonamiento y soportes para el torso. El veterano también sigue un régimen de ejercicios de estiramiento y yoga antes de entrar a las jaulas de bateo.

Aunque a Wright le gustaría estar en el lineup a diario, descansa cada tres días. A veces disputa solamente dos juegos consecutivos y nunca son más de cuatro partidos seguidos.

"[El manager] Terry [Collins] ha dejado en claro que ése va a ser el patrón", dijo Wright.

Collins ha dicho que nota más explosividad de parte de Wright cuando el veterano viene de un descanso - más velocidad con el bate, más energía y una recuperación más rápida. Pero juzgando por los números, no hay mucha diferencia. De hecho, quizás lo más notable acerca de la producción de Wright sea la consistencia que ha demostrado tras volver de una lesión tan poco común - estenosis de la espina dorsal - que algunas personas dentro de la organización de los Mets dudaban que el antesalista volviera a ver acción esta temporada.

"Le gente decía que [Wright] quizás no volvería", dijo el guardabosque de los Mets, Curtis Granderson. "No solamente ha regresado, sino que ha estado jugando a un nivel bien alto, tanto en la parte ofensiva como la defensa".

"No sabía qué esperar", dijo Collins al respecto. "No sabía nada acerca de ese tipo de lesiones. Nunca había tenido a otro jugador con su condición. No sabía cómo eso iba afectar su swing, su durabilidad, todas esas cosas".

A continuación, un informe acerca del progreso de Wright:

Bateo
Desde el 24 de agosto, Wright se ha ido de 33-10 con dos remolcadas, siete ponches y tres boletos en días antes de tomar un descanso y de 34-10 con cuatro impulsadas, siete ponches y cuatro bases por bolas tras regresar de un día libre.

Wright bateó .333 con porcentaje de embasarse de .371 y slugging de .424 en los primeros ocho juegos del 2015. Para la temporada, lleva .305, porcentaje de embasarse de .373 y slugging de .445, números que se asemejan a sus promedios de por vida.

"Creo que a la gente se le olvidó a que principios de la temporada, [Wright] jugó como se esperaba y como uno estaba acostumbrado a verlo", dijo Granderson. "Ha vuelto a donde estaba a principios de la temporada, lo cual fue un reflejo de lo que ha hecho a lo largo de su carrera".

Poder
Los números de poder de Wright han oscilado a lo largo de los años y pocas personas esperaban que regresara volándose la cerca como lo hizo en el 2010, cuando terminó la temporada del 29 bambinazos. Es posible que nunca lo logre. Pero el tercera base ha conectado tres jonrones en 24 juegos desde que regresó. Quizás lo más importante sea que en la reciente estancia en casa de los Mets, conectó batazos largos a la banda contaría, lo cual siempre ha sido típico de él.

Fildeo
Wright no se ha visto limitado a la hora de fildear bolas a su derecha o hacia adelante, ya que las ataca con la tenacidad que lo ha hecho ganador de dos Guantes de Oro en la Liga Nacional. Pero a la vez, es obvio que su alcance a la izquierda ha disminuido.

Corrido de bases
Este es un aspecto en el que Wright reconoce que ha ido en reversa. Fue luego de estafarse la segunda base el 14 de abril que abandonó el partido para no volver durante más de cuatro meses. Por lo tanto, la decisión de no tratar de robar bases es intencional y en verdad no ha afectado el estilo del equipo. Nueva York se encuentra en el 28vo lugar de Grandes Ligas con apenas 50 bases robadas esta temporada.

"Me gustaría robarme algunas bases aquí y allá, pero por el momento no estaré tan activo como antes", dijo Wright, quien sumó 183 estafadas en los primeros 10 años de su carrera. "Hay cosas que probablemente me convengan no hacer".