Erasmo Ramírez ha sido un modelo de consistencia en Rays

Erasmo Ramírez ha sido un modelo de consistencia en Rays

ST. PETERSBURG - El nicaragüense Erasmo Ramírez se ha convertido en el modelo de consistencia por los Rays en los últimos tres meses, pero en abril, se veía muy lejano que ese título fuera sinónimo del derecho.

Adquirido desde los Marineros el 31 de marzo, por el entonces jugador de liga menor Mike Montgomery, la primera presentación de Ramírez con los Rays no fue la esperada, pues el "nica" cedió siete carreras en dos innings de relevo el 10 de abril en Miami.

Cinco días después, Ramírez hizo su primera apertura por Tampa Bay en contra de Toronto y permitió nueve carreras - ocho limpias - y nueve hits en apenas 3 1/3 entradas para cargar con la derrota. Con apenas dos juegos de acción, parecía que el derecho de 25 años de edad estaba destinado a tener otra desafortunada temporada como las últimas dos que tuvo en Seattle, en donde se combinó para una marca de 6-9 y 5.14 de EFE.

"No pudo haberle ido peor", manifestó el capataz de los Rays Kevin Cash.

Tres meses después, Ramírez se encontraba de nuevo en la loma del Rogers Centre, esta vez para su primera apertura de la segunda mitad de la campaña que parecía poco probable después de su última visita.

En dicha apertura, Ramírez se vio obligado a abandonar temprano la loma tras haber hecho 65 lanzamientos en 4 2/3 episodios y permitido una carrera. Pero no obstante, fue más de lo mismo que Tampa Bay había visto en sus 12 salidas más recientes, extendiendo su racha de dos o menos carreras permitidas a nueve aperturas consecutivas - empatando la segunda mejor seguidilla en la historia de la franquicia.

"En ese momento sólo estaba tratando de ejecutar mis pitcheos, tratando de mostrarle al equipo de lo que era capaz", dijo Ramírez acerca de aquella salida para el olvido contra los Azulejos. "El lanzador que ustedes verán ahora es uno que se preocupa por mantener la bola baja, mantener la pelota en juego y dentro del parque, un tipo que será agresivo en contra de cualquier bateador sin importar si es derecho o zurdo, un tipo que cree en sí mismo y que hará lo que tiene que hacer para ganar".

El giro de 180 grados que ha visto a Ramírez colocarse entre los líderes en la Liga Americana en efectividad, promedio de bateo en contra y WHIP desde el 19 de abril podría deberse en gran parte al trecho que pasó como miembro del bullpen de los Rays después de esa paliza que recibió en Toronto.

En un período de 14 innings, de los cuales 10 fueron desde el bullpen, Ramírez permitió sólo tres carreras, mejorando su EFE de 25.31 a 8.38 para el 11 de mayo.

"Creo que cuando fue enviado al bullpen, el muchacho simplificó algunas cosas y fue capaz de trasladar eso de regreso a la rotación cuando recibió la oportunidad", comentó Cash. "Desde entonces, el muchacho ha aprovecha al máximo su oportunidad".

La oportunidad de Ramírez de reintegrarse a la rotación de Tampa Bay llegó el 14 de mayo después de que el zurdo Drew Smyly fuera enviado a la lista de lesionados de 60 días debido a un desgarre en el labrum. Ramírez se agenció su primera victoria de la temporada tras lanzar cinco episodios en blanco en contra de los Yankees.

Desde entonces, Ramírez, quien es uno de sólo 14 jugadores nacidos en Nicaragua que han jugado en la Gran Carpa, definitivamente se ha convertido en un modelo de consistencia. En 12 aperturas, desde que regresó a la rotación, tiene foja de 8-2, empatado con la mayor cantidad de victorias en Ligas Mayores en ese trecho.