Robinson Canó halla el éxito con batazos más elevados

Robinson Canó halla el éxito con batazos más elevados

Robinson Canó dio jonrón a la banda contraria el lunes en una derrota de los Marineros ante los Tigres en Detroit. Pero durante la mayor temporada, se ha hecho mucho la siguiente pregunta: "¿Qué pasa con Robinson Canó?"

La falta de producción del dominicano no fue el único motivo del mal arranque de Seattle. Una lesión del lanzador Hisashi Iwakuma, más una ofensiva decepcionante del quisqueyano Nelson Cruz, Kyle Seager y Seth Smith, se encargaron de eso.

Pero el peor inicio de la carrera de Canó sí fue el mayor tema, ya que el segunda base está en el segunda campaña de un contrato de 10 años y US$240 millones.

Mientras algunos motivos del bajo rendimiento estaban claros (menos bases por bolas y más ponches), su bajón era un misterio al tomar en cuenta que Canó estaba dándole a la bola tan duro como siempre. En esta primera temporada de Statcast™, hemos aprendido que la velocidad de la bola al salir del bate (velocidad de salida) es una medida bastante confiable para saber de la productividad de un jugador. Durante los primeros tres meses del 2015, nadie, ni el poderoso Giancarlo Stanton, tuvo un mayor porcentaje que Canó de batazos con velocidad de por lo menos 100 millas por hora (6.167).

Esa clase de contacto debe de resultar en una buena producción. Para Canó, no fue así. Sin embargo, en los últimos 30 días Canó se ha parecido a la estrella que vimos por tantos años en Nueva York. El dominicano sí le ha dado a la bola más duro. Pero quizás tan importante como eso está el hecho de cambiar el ángulo promedio del despegue de la bola. Es decir, Canó ha dejado de dar tantos rodados y líneas bajitas, fáciles de atrapar. Ha logrado elevar esos batazos duros.

Del 6 de abril al 19 de junio
.245/.284/.337, con dos jonrones
Velocidad promedio de salida de sus batazos: 88.74 millas por hora
Ángulo promedio de despegue: 6.79 grados

Del 20 de junio al 20 de julio
.280/.318/.540, con siete jonrones
Velocidad promedio de salida de sus batazos: 91.54 millas por hora
Ángulo promedio de despegue: 9.14 grados

Te preguntarás, ¿Qué es "ángulo de despegue"? Suena complicado, pero no lo es. Es simplemente la medida del ángulo con el que la bola sale del bate. Un ángulo negativo significa un rodado o una línea bajita. Un ángulo positivo significa un batazo más alto. Un ángulo de despegue cero grado sería directamente al lugar donde el lanzador soltó la bola.

Eso es importante, porque durante los primeros meses de la temporada Canó estuvo conectando rodados como nunca antes en su carrera. Eso explica en parte por qué el dominicano, a pesar de su buen contacto, no estaba dando extrabases. Una buena cantidad de roletazos puede ser buena para velocistas como Billy Hamilton o Dee Gordon, pero para Canó, el resultado fue la ausencia de sus batazos de más valor.

Vamos a volver a las mismas fechas, para ver cómo se dividieron sus batazos entre líneas, rodados y elevados.

Del 6 de abril al 19 de junio
Porcentaje de líneas: 23.6
Porcentaje de roletazos: 52.8
Elevados: 23.6

Del 20 de junio al 20 de julio
Porcentaje de líneas: 23.5
Porcentaje de roletazos: 43.2
Porcentaje de elevados: 33.3

Se ve que no cambió la proporción de líneas, pero Canó ha reducido en un 10% sus rodados, transfiriendo esa cuota a su cantidad de elevados. Canó lleva promedio de apenas .182 con roletazos, así que el ajuste en su patrón de bateo le ha convenido.

Ahora bien, ¿Por qué ponemos el 19 de junio como punto de partida? En parte, porque así es fácil decir "el último mes". Pero además de eso, es el último día antes de los Marineros designar al boricua Edgar Martínez como coach de bateo, en sustitución de Howard Johnson. Muchas veces es demasiado fácil, además de engañoso, atribuir una mejoría a un nuevo instructor. Pero de cualquier forma, volvamos a esas fechas una vez más para ver una marcada mejoría en la disciplina de Canó en el plato.

Del 6 de abril al 19 de junio
Contacto con pitcheos fuera de la zona de strike: 71.6%
Contacto con pitcheos dentro de la zona: 89.4%

Del 20 de junio al 20 de julio
Contacto con pitcheos fuera de la zona de strike: 55.4%
Contacto con pitcheos dentro de la zona: 95.0%

La frecuencia de Canó de dar swing no ha cambiado durante toda la temporada, cerca de un 51%. Pero la diferencia entre los pitcheos a los que tira ahora es bien llamativa. Cuando una bola está fuera de la zona, es mejor hacer menos contacto porque es más difícil hacer un buen contacto. El nuevo Canó se parece mucho al Canó de antes. Es la mejor señal posible para un equipo de Seattle que trata de revivir su temporada.