Trío de estrellas Yankees felices de tomar ventaja como locales

Trío de estrellas Yankees felices de tomar ventaja como locales

CINCINNATI -- La última vez que Mark Teixeira participó en un Juego de Estrellas la Liga Americana tomó ventaja de campo como locales para la Serie Mundial, que después sirvió a los Yankees del 2009 para bautizar su nuevo estadio con un campeonato.

Como Teixeira, Brett Gardner y Dellin Betances se dieron la mano después del Juego de las Estrellas que la Liga Americana ganó 6-3 el martes en el Great American Ball Park, un evento patrocinado por T-Mobile. Ellos no pudieron dejar de pensar que la victoria podría pagar dividendos en el futuro, cuando regresen a la batalla por la Liga Americana.

"Yo estaba en ese equipo de las Estrellas en el 2009 cuando ganamos, y esperaba estar en la Serie Mundial", dijo Teixeira. "Necesitábamos esa victoria. Espero estar allí este año".

Betances lanzó la séptima entrada sin permitir anotaciones en su debut de las Estrellas, mientras que Gardner y Teixeira, cada uno se fueron en blanco en dos turnos al bate. En su primera vez en el Juego de Estrellas, Gardner dijo que la importancia de jugar partidos en casa en octubre no puede pasarse por alto. "Obviamente tenemos mucho béisbol por jugar, pero espero que podamos seguir jugando bien; llegar a los playoffs y poder beneficiarnos de esa ventaja de local", dijo Gardner. "Obviamente alguien en este cuarto al que le tocará ir".

Betances no apareció en Clásico de Verano del año pasado en el Target Field, así que estaba encantado de tener la oportunidad esta vez. Dijo que se sentía "ansioso" durante el calentamiento. Betances consiguió sacar a Brandon Crawford en un bateo al cuadro, caminó a Kris Bryant y abanicó a Joe Panik antes de provocar una línea de AJ Pollock hacia la tercera base.

"Este año fue sin duda impresionante", dijo Betances, quien registró un ponche y un paseo. "Llegar allí, llegar a conocer una gran cantidad de estos muchachos, que son buenos chicos fue muy divertido. Con suerte, si sigo trabajando duro podre volver a hacerlo".

Fue la primera vez en la historia del Juego de Estrellas que no hubo jugadores de Yankees o Medias Rojas apareciendo en la alineación titular. Gardner fue el primer Yankee en entrar en el juego, bateó de emergente por Adam Jones en la quinta entrada y se ponchó contra Clayton Kershaw.

Gardner llegó a su primer equipo Juego de Estrellas como reemplazo por la lesión de Alex Gordon de los Reales; también fue sorprendido con un tercer strike en el octavo por su ex compañero Mark Melancon. Gardner manejándose entre el jardín izquierdo y el jardín central, dijo que disfrutó jugando junto a Mike Trout, Brock Holt y JD Martínez.

"Fue un torbellino. Paso rápido pero disfruté cada minuto", dijo Gardner.

"Obviamente hay una gran cantidad de compromisos que tenemos que hacer, aparte de jugar el juego y llegar al Derby, pero también hay un montón de diversión. Yo no lo cambiaría por nada en el mundo. Sé que mi familia también la paso muy bien". Teixeira no está seguro de si tendrá nuevamente la oportunidad de participar en otro Juego de las Estrellas, por lo que verdaderamente ha apreciado esta selección, viniendo como un reemplazo del lesionado Miguel Cabrera de Tigres.

"Esto es lo más divertido que he hecho, porque estuve relajado", dijo Teixeira.

"Yo empecé a los primeros dos y hay una especie de cierta tensión al empezar el juego. Acabe disfrutando lo de este día. Siempre recordaré esto".

Sustituyendo a Albert Pujols en la primera base, Teixeira fue out con un roletazo hacia Francisco Rodríguez en el séptimo. Con la ventaja en la mano en el noveno, el trío Yanqui disfrutó viendo a Teixeira tratar de hacer contacto contra Aroldis Chapman de los Rojos, quien salió del bullpen disparando en triples dígitos.

El lanzamiento final de Chapman fue el más duro, con una velocidad de 103 mph y Teixeira dijo que no podía dejar de mirar en la pistola de radar después de cada lanzamiento.

"Eso fue divertido, no estoy seguro de si alguna vez me he enfrentado a los 102", dijo Teixeira. "Hice lo que pude, mandándola hacia atrás en un par de lanzamientos. Fue una diversión al bate porque estábamos ganando. Si hubiéramos estando perdiendo no habría sido animado".