Minnesota busca recuperarse de un trecho difícil ahora

Minnesota busca recuperarse de un trecho difícil ahora

MINNEAPOLIS - Después de poncharse con un tercer strike cantado, llegaron a su punto más alto las frustraciones de Torii Hunter. El jardinero derecho de Minnesota fue expulsado del partido contra los Reales, se quitó sus útiles y su jersey y los tiró al terreno.

Hunter estaba molesto por la derrota de los Mellizos y por irse de 3-0 ante el pitcheo de Kansas City.

De hecho, su actuación en el plato representó una tendencia de un equipo que anotó apenas tres carreras en igual número de juegos en su serie contra los campeones de la Liga Americana. En el encuentro del martes, Minnesota dio un solo hit.

Durante este trecho en que han perdido siete de sus últimos 10 partidos, se ha magnificado la falta de bateo con corredores en posición de anotar.

Durante abril y mayo, Minnesota tuvo promedio colectivo de .303 con corredores en posición de anotar, el segundo mejor en Grandes Ligas. Pero desde el 1ro de junio, los Mellizos batean apenas .203 en dicha situación, para un 26to lugar en las Mayores. Han anotado 25 carreras en este mes, también una de las peores cifras de ambas ligas.

"Pasas por períodos en que tienes corredor en tercera con menos de dos outs y lo empujas. Y luego pasas por períodos, como nosotros esta semana, en que no pareces poder enviarlo al plato", dijo el manager de Minnesota, Paul Molitor.

El tercera base Trevor Plouffe, quien dio el único imparable en el juego del martes, dio triple en dicho partido pero ahí se quedó. El miércoles, el antesalista sí dio hit con corredor en posición de anotar para empujarlo y también dio cuadrangular.

Pero desde el principio de junio, Plouffe ha visto su promedio disminuir de .279 a .250. El primera base Joe Mauer batea apenas .176 y Hunter lleva .216. Y no terminan los problemas ahí.

Según Molitor, el equipo no está viéndose bien al bate en sentido general. Para el capataz, sus pupilos están en medio de ser demasiado agresivos y demasiado pacientes.

"A veces te impide la mente cuando tratas de asumir demasiada responsabilidad y cambiar las cosas tú solo", expresó el piloto.

Últimamente, los Mellizos se han visto a ley de uno o dos batazos oportunos para ganar juegos apretados.

"No hay cura para batear mejor con corredores en posición de anotar. Hay que hacer contacto y no poncharse", dijo Hunter. "Si puedes hacer contacto y hacer que las cosas sucedan…pero si le estás dando la bola de frente (a la defensa), no puedes hacer nada al respecto.

"Cuando ves los números, notas que los muchachos no están bateando con corredores en posición de anotar. ¿Pero le conectamos a la bola? Eso es lo único que importa".

El miércoles, Minnesota estuvo de 8-1 en dicha situación, con cuatro ponches.

"Tenemos que ser pacientes y esperar ganar otra vez", expresó Hunter. "No es que nos estén ganando fácilmente. Tenemos que luchar. Tenemos tiempos difíciles en el béisbol como en la vida. Hay que hacer los ajustes y seguir adelante".