Medias Rojas tuvieron resultados mixtos en abril

Medias Rojas tuvieron resultados mixtos en abril

BOSTON - A pesar de no haber hallado un buen ritmo en abril, los Medias Rojas terminaron el primer mes de la temporada con una marca respetable de 12-10 y un déficit de apenas un juego detrás de los punteros Yankees en el Este de la Liga Americana.

"Hay que seguir ganando series", dijo el dominicano Hanley Ramírez. "Son seis meses y luego vas a los playoffs. Lo primero es meterte en los playoffs. Eso es lo que estamos tratando de hacer ahora, llegar a octubre. No importa cómo sea. Simplemente tenemos que llegar".

A medida que trabajan hacia esa meta, para los Medias Rojas, han surgido algunos temas recurrentes - buenos y malos - al igual que interrogantes.

LO BUENO

Hanley empieza a poner argumentos para el JMV

Disputando la mitad de sus partidos en el Fenway Park y con un puesto en la parte gruesa de un lineup repleto de veteranos, Ramírez ha salido dado palos en su retorno a Boston. Como cuarto bate, ha conectado 10 jonrones, igualando la marca de su compatriota David Ortiz con la mayor cantidad de bambinazos en la historia del club antes del 1ro de mayo.

Pedroia recupera su poder

Ahora que sus manos están sanas, es obvio que Dustin Pedroia nuevamente ha podido extender su swing. En el mes de abril, empalmó cuatro jonrones, conectó cuatro dobletes y su OPS (porcentaje de embasarse más slugging) fue de .844.

Panda en sus aguas

Siempre que un jugador que ha pasado toda su carrera con un solo equipo se incorpora a otro club - especialmente a un mercado como el de Boston - vale preguntar cómo encajará. Pablo Sandoval ha respondido con el bate, el guante y en el clubhouse. El venezolano se está convirtiendo en un favorito de los fanáticos y es obvio al verlo relacionarse en el clubhouse que se siente a gusto en los Patirrojos.

LO MALO

Rotación tambaleante

Ha habido poca consistencia de parte a la rotación. Después de una actuación sólida, las siguientes han sido decepcionantes y abreviadas. Los Medias Rojas están conscientes de que es crucial que sus abridores pongan el tono.

Buchholz impredecible

El abril de Clay Buchholz fue, en muchos sentidos, un reflejo de su carrera. En algunas aperturas dominó; en otras no pudo salir de los primeros innings. Como el abridor más veterano en una rotación remodelada, es preciso que Buchholz entré y se mantenga en ritmo.

Craig y su bate congelado

Los Medias Rojas esperaban tener una gran arma desde la banca con Allen Craig, pero sus números han sido parecidos a los del año pasado, ya que batea .118 con una impulsada en 34 turnos al bate. Hay que darle crédito a Craig por no quejarse por su rol. Si logra encenderse, Boston quizás podría ponerlo con más frecuencia en su alineación o canjearlo para reforzar el cuerpo monticular.

LAS INTERROGANTES

¿Se recuperará Victorino?

Los Medias Rojas aún qué puede ofrecerles Shane Victorino, quien se operó la espalda en agosto. El jardinero derecho advirtió que le tomaría tiempo hallar su timing en el plato y tenía razón, ya que en 12 juegos este año su promedio es de .143. Victorino sigue luciendo como un gran defensor en el jardín derecho, pero ha tenido problemas con la corva derecha y terminó el mes en la lista de incapacitados. Cuando regrese a mediados de mayo y el clima esté más cálido, quizás mejore su producción con el madero.

¿Podrá Koji seguir cumpliendo como cerrador?

En general, Koji Uehara ha cumplido luego de pasar los primeros seis partidos de la temporada en la lista de lesionados. Pero hubo un salvamento malogrado en Baltimore el fin de semana pasado en el que su recta estuvo en el rango bajo de las 80 millas por hora. Los Medias Rojas consideran que es sólo cuestión de tiempo para que Uehara recupere la fuerza en su brazo y el serpentinero respondió con dos sólidas actuaciones posteriormente. Siempre habrá dudas tratándose de un cerrador de 40 años de edad, pero Uehara hará lo mejor que pueda para despejarlas en las próximas semanas.

¿Qué tan bueno es Mookie?

¿Cómo olvidar el espectáculo que montó Mookie Betts en el primer partido de los Medias Rojas en casa este año? Ese fue uno de muchos momentos memorables que ha protagonizado el jardinero. No obstante, Betts terminó el mes de abril con promedio de.230 como primer bate y de ahora en será retado por los lanzadores que ya tienen un informe completo sobre él. Betts posee la ética de trabajo y la habilidad atlética para triunfar, pero falta ver cuándo logra combinar todo. Si Betts tiene una temporada destacada, la ofensiva de Boston podría ser bien peligrosa.