J.C. Pérez busca ganarse tiempo de juego en S.F.

SCOTTSDALE, Arizona - Si el jardinero de los Gigantes, Juan Carlos Pérez, quiere pasarse menos tiempo entre Triple-A Fresno y San Francisco este año, éste es el momento para que el dominicano demuestre su talento.

Pérez fue el clásico "jugador 26" en el roster de los Gigantes el año pasado, realizando un total de seis estadías con el equipo grande.

Pero esta temporada podría ser diferente.

Con el jardinero derecho Hunter Pence fuera de acción por lo menos bien entrado en abril debido a una fractura en el antebrazo izquierdo, Pérez podría hacerse sentir con una buena actuación en la pretemporada.

El manager Bruce Bochy ha indicado que un plan para sustituir a Pence sería dividir tiempo entre Pérez y el venezolano Grégor Blanco en el bosque izquierdo, con Nori Aoki en el derecho. Esa versión dejaría a Pérez susceptible a ser bajado a Triple-A con el regreso de Pence. Pero si Pérez puede rendir como jugador de tiempo parcial, podría hallar un rol permanente desde la banca.

"Es lamentable que eso le haya pasado a Hunter, pero uno de nosotros tiene que dar la cara y llenar esa vacante", dijo Pérez.

Después de dividir cada una de sus últimas dos temporadas entre Triple-A y las, a sus 28 años podría ver pocas oportunidades como ésta en un futuro.

"A veces la situación se trata de recibir una oportunidad", dijo Bob Mariano, manager de Pérez en Fresno. "Tienes que estar preparado para aprovecharla. No sabes cómo va a ser el destino".

En el 2014, Pérez puso argumentos para más tiempo de juego en el momento de más peso: la postemporada. Compartiendo el jardín izquierdo con Travis Ishikawa, Pérez participó en 14 de los 17 partidos de San Francisco en octubre. Aportó un elevado de sacrificio en el Juego 4 de la Serie Mundial para empatar el encuentro 4-4 (los Gigantes ganarían 11-4) y conectó un doble empujador de dos carreras propulsó una victoria del Juego 5 por 5-0. El dominicano también hizo par de buenas atrapadas que probablemente hubieran sido difíciles para Ishikawa.

Esas experiencias han seguido en la mente de Pérez.

"Cuando pienso en los playoffs, fue increíble", dijo. "Estuve pensando, 'Ganamos la Serie Mundial y aquí vamos otra vez'".

Claro, octubre tampoco fue ideal para el guardabosque. El día 26 quedó en shock total cuando su amigo y compatriota Oscar Taveras falleció, junto a su novia, en un accidente de tránsito en la República Dominicana. Esa noche, Pérez lo superó todo para dar el doble antes mencionado.

A finales de noviembre, Pérez recordó a Taveras cuando volvió a Dominicana. Pasando por un terreno de béisbol en Santiago, notó que allí se le rendía homenaje a su amigo, acto que incluyó a dominicanos de Grandes Ligas como Fernando Rodney, Jhonny Peralta y Carlos Santana.

Pérez se unió a las Aguilas Cibaeñas al final de la temporada del 2014-15.

"Tratamos de jugar duro y dedicarle nuestro esfuerzo a Oscar", dijo Pérez. Sin embargo, quedaron cortas las Aguilas del campeonato en Dominicana.

"El béisbol es impredecible", expresó Pérez.

No obstante, el dominicano tratará de crear su propio camino.