Cuba, México chocan por título de la Serie del Caribe

Cuba, México chocan por título de la Serie del Caribe

SAN JUAN -- La Serie del Caribe 2015 se ha caracterizado, entre otras cosas, por ser de partidos bien reñidos. Siete de los 12 choques se han decidido por la diferencia mínima, con tres equipos dejados en el terreno de juego.

No hay por qué esperar otra cosa el domingo, cuando disputarán la gran final los Vegueros de Pinar del Río (Cuba) y los Tomateros de Culiacán (México) en el Estadio Hiram Bithorn de San Juan a las 5:30 p.m., hora de Puerto Rico.

"Casi todos los juegos han sido muy competitivos, con una calidad muy pareja", comentó el manager de Pinar del Río, Alfonso Urquiola, luego de la victoria de su equipo por 8-4 sobre los Caribes de Anzoátegui en la segunda semifinal del sábado.

Los cubanos dieron la gran sorpresa en dicho partido. Viniendo de tener récord de 1-3 en la ronda regular y perdiendo 4-0 a partir del sexto inning ante un equipo que estuvo invicto en la primera fase, estalló la ofensiva de los Vegueros con ocho carreras en dos entradas.

"El equipo nunca se dio por vencido", dijo Urquiola. "Eso es importante, el estado de ánimo y la disposición de todos los muchachos.

"Ellos, desde el punto de vista mental, hicieron un gran ajuste".

La buena noticia para Cuba es que después de anotar tan sólo siete carreras en sus primeros cuatro choques de la Serie, el equipo produjo ocho en cuestión de dos capítulos el sábado ante el pitcheo venezolano. Figuras conocidas como Frederich Cepeda (5-4, doble, triple, 5 empujadas) y Yulieski Gourriel (5-2, dos anotadas) dieron la cara, tal como era la esperanza de sus simpatizantes.

La mala noticia es que el abridor del sábado, Freddy Asiel Alvarez, no logró pasar del cuarto inning de la semifinal, lo cual obligó a Urquiola a darle 4.1 entradas a Norge Luis Ruiz. El dirigente anunció como abridor del domingo al derecho Yosvani Torres, quien estará lanzando con tres días de descanso. El miércoles, Torres permitió cuatro hits y dos carreras frente a Puerto Rico, ponchando a un bateador y concediendo cuatro bases por bolas. Salió sin decisión en dicha apertura, lo que terminó siendo la única victoria de Cuba en la ronda regular.

El plan será Torres y quien sea necesario en una final donde no hay mañana.

"Vamos a tratar de ir, con los que estén, al 100%", expresó Urquiola.

MÉXICO POR EL TRICAMPEONATO
Después de terminar la primera fase con marca de 2-2, los dirigidos por Benjamín Gil sufrieron pero al final les ganaron a los Gigantes del Cibao (República Dominicana) en la primera semifinal del sábado.

Con Anthony Vásquez subiéndose el domingo al montículo (5.0 IL, 5 H, 1 CL, 2 BB, 3 K contra los mismos cubanos el lunes), los Tomateros buscan seguirles los pasos a los Yaquis de Obregón (Hermosillo 2013) y Naranjeros de Hermosillo (Isla de Margarita 2014) para ganar un tercer título seguido para México. De ser así, dicho país se convertiría en apenas el segundo en la segunda etapa del evento (desde 1970) en conquistar tres coronas consecutivas. La República Dominicana logró la hazaña de 1997 a 1999 con las Aguilas Cibaeñas (1997 y 1998) y los Tigres del Licey (1999).

"Los equipos mexicanos ya no van de paseo, sino por el campeonato", dijo Gil al referirse a las actuaciones discretas de representantes de la Liga del Pacífico en estos torneos en la década de los 70, 80 y 90. "Se nota, yo creo, que el equipo está completamente entregado. Estamos en una isla preciosa, pero no vinimos de vacaciones. Vinimos a ganar el título".

De hecho, México va por su cuarta corona en los últimos cinco años. En particular, desde el 2013 los campeones del Pacífico han sabido aprovechar el nuevo formato de semifinal y final implementado ese mismo año.

Para que dicho dominino continúe, parece necesario un cambio de dos tendencias: El bateo de Culiacán se ha visto apagado, ya que el equipo anotó apenas nueve carreras en sus primeros cinco choques y, en la semifinal, tres de sus cinco vueltas fueron producto de errores de la defensa dominicana.

El otro elemento preocupante para los Tomateros es el pitcheo en relevo. Visto como un fuerte del equipo al inicio del torneo, el bullpen se ha visto tambaleante en los últimos tres partidos. Los relevistas perdieron los últimos dos partidos de la fase regular en el turno final del rival, mientras que por poco vuelve a suceder lo mismo el sábado ante Dominicana, que dejó la carrera del empate en la tercera base luego de anotar una vuelta en el noveno.

En particular, el cerrador Oscar Villarreal ha pasado por un mal momento. El veterano ha permitido tres anotaciones en sus últimos dos tercios de entrada y lleva efectividad de 11.57 en el torneo.

Sin embargo, Gil insiste en que si se presenta una oportunidad de salvamento el domingo, seguirá con su cerrador titular, quien salvó nueve juegos con efectividad de 2.33 por los Tomateros en la Liga del Pacífico este invierno.

"Voy con Villarreal", dijo enfáticamente el capataz. "No estoy diciendo que Villarreal sea Mariano Rivera ni Trevor Hoffman. Pero en nuestro béisbol, en México, Oscar Villarreal es de los mejores cerradores en la historia.

"Nunca le voy a enseñarle desconfianza a uno de mis jugadores".