San Luis sigue siendo el equipo a vencer en la Central

San Luis sigue siendo el equipo a vencer en la Central

Los Cachorros se llevaron los titulares durante el invierno en la División Central de la Liga Nacional.

Sin embargo, no hay que menospreciar a los Cardenales, campeones defensores de esa división.

Sí, los Cachorros contrataron a Joe Maddon luego de que el timonel rescindió su contrato con los Rays. Reforzaron la rotación con la firma de los agentes libres Jon Lester y Jason Hammel. Y atendieron la necesidad que tenían en la receptoría al adquirir al venezolano Miguel Montero, agregaron experiencia en el bullpen con la firma de Jason Motte, y obtuvieron a Dexter Fowler en un trato con los Astros para solidificar los jardines y llenar un hueco en la parte alta del orden al bate.

Y sí, los Cachorros serán los más buscados por los medios esta primavera.

Sin embargo, no dejen de lado a los Cardenales, que han avanzado a la postemporada en los últimos cuatro años, ganando el banderín de la Liga Nacional en par de ocasiones y el título de la Serie Mundial en 2011.

Con el arranque de los entrenamientos primaverales a la vuelta de la esquina, los Cardenales no están mirando atrás. Está mirando hacia adelante, satisfechos de haber armado un equipo capaz de hacer su quinto viaje a los playoffs de manera consecutiva.

"Nunca nos fijamos en lo que hace la competencia", dijo el vicepresidente y gerente general John Mozeliak. "Nuestro enfoque es evaluar lo que sucedió [la pasada campaña] y ver en dónde podemos mejorar".

Oh, siempre hay piedras en el camino. El pasado mes de octubre, el jardinero Óscar Taveras, un superestrella en potencia, perdió la vida en un accidente automovilístico en su natal República Dominicana. Taveras, quien vio acción en 80 juegos el año pasado tras haber sido ascendido a mitad de temporada en su año de novato, estaba proyectado como el jardinero derecho del futuro para los Cardenales.

Los cinco jugadores que fueron utilizados por San Luis en el jardín derecho se combinaron para producir solamente 115 carreras (56 anotadas y 59 remolcadas) - la cantidad más baja para cualquier grupo de jardineros derechos en un equipo en la Liga Nacional.

Mozeliak se movilizó rápidamente para atender esa necesidad, y en tres semanas ya había negociado la adquisición del toletero zurdo Jason Heyward (junto a profundidad en el bullpen en Jordan Walden) desde los Bravos por un grupo de jugadores que incluyó al pitcher abridor Shelby Miller.

"Tuvimos que cambiar los planes [del receso de temporada], pero nos movilizamos rápidamente y pusimos las piezas en su lugar", expresó.

Con la llegada de Heyward, junto al continuo ascenso del inicialista Matt Adams y la confianza que el intermedista Kolten Wong traerá después de haber jugado su primera campaña completa, los Cardenales sienten que serán un mejor equipo a la ofensiva que aquel terminó empatado en el 21er lugar en carreras anotadas en Grandes Ligas el año pasado.

Y luego está la rotación. Miller ocupó el tercer lugar en el equipo con 31 aperturas en 2014 - uno de solamente tres pitchers de los Cardenales en hacer 20 o más salidas.

Los Cardenales canjearon a Miller para llenar el hueco que tenían en el jardín derecho porque confían en que Michael Wacha, quien hizo sólo 19 salidas el año pasado ha superado una lesión en su hombro derecho tras un descanso prolongado el verano pasado; también creen que el joven zurdo Marco Gonzales es capaz de integrarse a la rotación después de realizar siete aperturas hace un año; y contarán con los servicios de John Lackey, quien fue agregado a mitad de la pasada campaña desde los Medias Rojas, desde el arranque del 2015.

También está el eventual regreso del mexicano Jaime García tras una lesión en el hombro.

Y más importante aún, todas las señales son positivas para el as de la rotación Adam Wainwright, quien ha ganado 53 juegos de temporada regular en las últimas tres campañas y lanzado 733 1/3 innings en ese período tras perderse todo el 2011 debido a una operación Tommy John. Tras algunas preocupaciones acerca de su comando y velocidad la temporada pasada, Wainwright se sometió a una pequeña cirugía en su hombro derecho en octubre. Pero el panorama de salud del diestro luce bien alentador.

"Sentimos que las partes están en su lugar", externó Mozeliak. "Nuestras expectativas son altas".

Los Cardenales han sido el equipo a vencer en la División Central de la Liga Nacional en los últimos años.

Y están cómodos con esa etiqueta.