Montero con una nueva oportunidad en los Marineros

SEATTLE - Jesús Montero quizás no tenga un rol definido en Seattle ahora mismo, pero el venezolano, a quien no hace mucho se le consideraba un prospecto prometedor, aún forma parte de los planes de los Marineros y tendrá la oportunidad de competir por algún puesto en los entrenamientos.

El gerente general Jack Zduriencik y el capataz Lloyd McClendon se expresan con optimismo con respecto a Montero, de 25 años de edad y quien ha rebajado 40 libras. Ahora mismo está en 235 libras -- el peso que el equipo le había exigido de cara a los entrenamientos del 2014.

Al parecer Montero, quien fue suspendido a finales de la temporada del 2014 tras un altercado verbal con un escucha, ha recuperado en algo el respeto de la directiva de los Marineros tras dedicarse a un régimen intenso este invierno en el complejo del club en Peoria, Arizona.

"Acogió el programa que le diseñamos", dijo Zduriencik. "Ahora vamos a ver qué pasa. Pero nunca me he dado por vencido con él. Las expectativas ahora mismo no son muy buenas, pero le pregunté [al dominicano] Robbie Canó a finales del año pasado, 'Estuviste en el dugout de los Yankees cuando ese muchachito de 20 años subió desde ligas menores. Qué pensaste como veterano?' Y me contestó, 'Jack, nos quedamos boquiabierta. Este muchacho está mandando bolas al jardín central-derecho, a la raya del jardín izquierdo contra Jered Weaver. Tiene 20 años y es un monstruo. Tenemos aquí un cañonero que va a dar entre 30 y 40 jonrones de ahora en adelante'".

"Ahora ha tropezado una, dos y tres veces", agregó Zduriencik, refiriéndose a la suspensión relacionada con el caso Biogénesis en el 2013, el haber llegado a los entrenamientos del 2014 con libras de más y la sanción del mismo año. "En resumidas cuentas, sigue siendo parte de esta organización. Invertimos mucho en él y definitivamente queremos que tenga éxito. Y se le va a dar esa oportunidad".

El ex receptor continuará puliéndose en la primera base durante los entrenamientos y podría fungir como bateador designado. Dichos puestos los ocuparían Logan Morrison y el dominicano Nelson Cruz, respectivamente, pero ahora mismo los Marineros no cuentan con reservas para ninguno de los dos papeles. Por lo tanto, Montero aportará profundidad y se espera que vea bastante acción en la Liga del Cactus.

"A corto plazo, ha cumplido con las cosas que le indiqué", dijo McClendon. "Tuvimos una buena conversación hace como dos meses y ha superado esas expectativas. Y cuando digo expectativas, no me refiero al juego de béisbol, sino al juego de la vida. Ha progresado y ahora se puede enfocar en ser mejor pelotero. Ya veremos qué pasará en los entrenamientos".

Montero bateó .286 con 16 jonrones y 74 remolcadas en 97 compromisos por Triple-A Tacoma en el 2014 y también tuvo 17 turnos al bate con el equipo grande.

El coordinador de liga menor de los Marineros, Chris Gwynn, cree que el venezolano podría sorprender a mucha gente si continúa por ese camino.

"Acabo de venir de Arizona y se ve muy bien", dijo Gwynn acerca de Montero. "Lo que notas enseguida es la facilidad con la que se mueve. Está mejor de las caderas. Puede hacer todo lo que sea necesario. Estoy ansioso por ver qué tan bien le irá. Hubo momentos el año pasado en que definitivamente fue nuestro mejor bateador a nivel de Triple-A. Este año, verá acción mayormente en la primera base. De lo contrario, fungirá como bateador designado y de ahí partiremos".