Medias Rojas ahora se enfocan en reforzar su pitcheo

BOSTON -- Aunque hubo bastante entusiasmo en los Medias Rojas la semana pasada cuando invirtieron US$182 millones en el venezolano Pablo Sandoval y el dominicano Hanley Ramírez, también surgió algo que llamó la atención de la prensa y los aficionados del equipo.

La interrogante era: "¿Quiénes serán los lanzadores?"

Es una pregunta que vale la pena hacer, pero una que Boston cree que tiene bastante tiempo y muchas alternativas para responder, debido a su rapidez y agresividad para firmar a Sandoval y Ramírez.

Como se encuentran las cosas en la Gran Carpa, lo más difícil de conseguir es la producción.

Por eso el gerente general de los Patirrojos, Ben Cherington, pensó que necesitaba salir a la carga y adquirir inmediatamente algunos bateadores claves, con las esperanzas de que puedan resolver la falta de ofensiva que afectó al conjunto del 2014.

"Todos saben que la ofensiva en las Grandes Ligas está en descenso", declaró el directivo. "Así que el encontrar jugadores de posición con un buen bate en su apogeo y completar la alineación con dichos jugadores era importante en una era en la que es difícil anotar carreras".

Los Medias Rojas tienen una ventaja económica sobre la mayoría de sus oponentes, y los dueños del equipo le permitieron a Cherington abrir la chequera para llenar algunos vacíos.

"Cherington hizo un tremendo trabajo al hacer tanto progreso tan temprano en la temporada muerta", señaló el dueño del club John Henry. "Definitivamente nos coloca en una buena posición para el resto del invierno".

Boston no solamente tiene más dinero para invertir en su cuerpo monticular, sino que también tiene las piezas para cambiar y conseguir pitcheo. Solamente vale observar la profundidad en unos jardines que incluyen a Ramírez, el cubano Yoenis Céspedes, Mookie Betts, Jackie Bradley Jr., Shane Victorino y Allen Craig.

Hay muchos equipos que les gustaría tener la clase de flexibilidad que viene con esa clase de profundidad.

No cabe duda que el conseguir de nuevo los servicios de Jon Lester es la principal meta de los Patirrojos. Pero Boston también haría todo lo posible para adquirir un lanzador de alto calibre como Cole Hamels o Jeff Samardzija.

"Pienso que estamos en una buena posición para explorar cualquier alternativa en el pitcheo, sea por medio de un canje o la agencia libre", dijo Cherington. "Tenemos una mejor idea ahora -- incluso en las Reuniones de Gerentes Generales -- de cuáles son aquellas posibilidades, pero tampoco estamos cerca de concretar algo. Por eso estoy seguro de que en los próximos días y en las Reuniones Invernales trabajaremos para conseguir nuestro objetivo".

Tras terminar en el último lugar de la División Este de la Liga Americana en el 2014, los competitivos dueños de los Medias Rojas parecen estar comprometidos a darle a Cherington todo lo que necesite para mejorar al club.

"Por los cambios que hicimos en el 2012 y 2014, ahora tenemos esta clase de flexibilidad económica, y podemos buscar pitcheo", manifestó Henry, quien también agregó la semana pasada que en esta temporada muerta su nómina podría superar los US$189 millones, el límite antes de que tengan que pagar el impuesto de lujo.

"Estaría satisfecho si ganamos una Serie Mundial un año y terminamos de últimos el siguiente", continuó Henry. "Hemos tenido altibajos. Pero cuando tienes un año como este -- similar al del 2012 -- estamos decididos a hacer una rápida reconstrucción, y pienso que Ben han tomado enormes pasos hacia aquella meta".

Y no cabe duda de lo que ahora tienen en la mira los Medias Rojas.

"Estamos contentos con los jugadores de posición que tenemos -- aunque nos falta un receptor suplente", declaró Cherington. "Nos enfocaremos en reforzar el grupo de lanzadores de ahora en adelante".