"Jumbo" Díaz decidido a establecerse en los Rojos

CINCINNATI -- El dominicano José "Jumbo" Díaz ganó su batalla contra el sobrepeso y ahora el relevista está decidido a demostrarles a los Rojos que también quiere ganarse un puesto en el bullpen.

Díaz fue una de las más gratas sorpresas para Cincinnati en el 2014. El derecho de 30 años de edad tenía 12 años de experiencia en las Ligas Menores, sin una temporada de acción en la Gran Carpa -- hasta que pudo surgir la temporada pasada.

"Esperé bastante tiempo para estar aquí en las Grandes Ligas. Por fin tuve la oportunidad", dijo Díaz antes del final de la campaña. "Estoy muy contento de que los Rojos me dieran la oportunidad. Confiaron en mí. Me dejaron tirar en juegos cerrados. Le doy gracias a Dios por la oportunidad de ayudar al equipo y ahora tengo que estar listo para el próximo año".

Fue bueno ver a Díaz llegar a los Entrenamientos de Primavera después que de bajó 69 libras para pasar de 347 a 278 libras. Pero el acuerpado serpentinero tuvo que demostrar que todavía podía retirar a los bateadores.

Díaz, quien en el 2013 registró un promedio de carreras limpias de 1.66 por Triple-A Louisville en su primer año en la organización de los Rojos, volvió a impresionar en la pretemporada antes de que se concretara el roster. Después de conseguir una efectividad de 1.35 y 18 rescates en 30 presentaciones como cerrador de Louisville, el quisqueyano por fin ascendió al equipo grande el 20 de junio para ayudar a un bullpen de los Rojos que pasaba por problemas.

En 36 juegos por Cincinnati, Díaz tuvo promedio de carreras limpias admitidas de 3.38 al conceder 29 imparables, otorgar 14 pasaportes y ponchar a 37 bateadores en 34 2/3 entradas. También dejó en circulación a 16 de los 19 corredores que heredó.

Al final de la campaña, Díaz se ganó la oportunidad de lanzar en situaciones apremiantes.

"Aprendí de todos los muchachos", señaló Díaz. "En mi primera semana les pregunté qué debía hacer para mejorar. Platiqué con Chappy [el cubano Aroldis Chapman], Jonathan Broxton y [el dominicano] Johnny Cueto. Todos los días ellos me ayudaban. Siempre me mostraban lo que debía hacer para mejorar. Pero también me aconsejaron a que me sintiera cómodo y si tiraba como lo hice en Triple-A, iba a ser un buen lanzador. Eso fue lo que hice. Me divertí en la lomita y traté de ponerles fin a las entradas".

Díaz regresó a la República Dominicana después de la temporada y tras un mes de descanso, volvió a tirar al integrarse a los Toros del Este en la pelota invernal dominicana. Ahora trabaja en sus lanzamientos de cara a los Entrenamientos de Primavera. En siete presentaciones, el diestro tiene 3.18 de efectividad con cuatro pasaportes otorgados y cinco ponches en 5 2/3 innings.

Por otra parte, se espera que Díaz continúe sus esfuerzos por mantenerse en forma y no pasarse de peso.

"Si pierdo de 15 a 20 libras, estaré bien", manifestó Díaz. "Quiero estar entre 260 a 265 libras. Mi meta para el próximo año es competir por un puesto. Debo llegar al equipo en mejor forma para una larga temporada. No quiero rebajar 70 libras como el año pasado, porque creo que eso afectaría mi brazo".

Parece que el tirar con 69 libras menos no afectó la velocidad de Díaz en el 2014. Con frecuencia superó las 90 millas por hora y en ocasiones llegó a las 99.

Díaz tiene previsto consultar con un médico y continuar su programa de ejercicios. Por ahora sus comidas favoritas -- el arroz, habicuelas y pollo frito -- también las tiene mayormente prohibidas.

"Puede ser una vez a la semana. Pero creo que subiría otra vez de peso si comiera eso todos los días", señaló Díaz. "Trato de comer bastante ensaladas, frutas, pescado, pollo -- pero nada frito".

Lo único que Díaz quiere seguir saboreando es el tiempo con el equipo grande por el que esperó tanto tiempo. El bullpen de Cincinnati, que ocupó el 14to puesto entre los 15 equipos de la Liga Nacional en efectividad, tiene vacíos por llenar para prepararle el escenario a Chapman. Díaz ya se ha ganado la oportunidad para ser tomado en cuenta, ¿pero podrá establecerse de una vez por todas en el grupo de relevistas?

"Debo mejorar el próximo año", dijo el derecho. "Trabajaré fuerte y me mantendré en forma".