Los Marlins le otorgan un mega-contrato a Stanton

Los Marlins le otorgan un mega-contrato a Stanton

MIAMI -- Los Marlins no son ya un club que escatime gastos. Tampoco Giancarlo Stanton tendrá la necesidad de ser muy ahorrativo a partir de ahora.

Stanton llegó el lunes a un acuerdo sin precedente, por 325 millones de dólares y 13 años, para permanecer con Miami, confirmó el dueño del club Jeffrey Loria.

Se trata del contrato más lucrativo de un deportista estadounidense en la historia, con un promedio de 25 millones de dólares por temporada o 154.321 dólares por encuentro.

El acuerdo incluye una cláusula que impide canjear al pelotero, quien tiene la opción de rescindir después de seis años, informó Loria.

El club organizó una conferencia de prensa para el miércoles, a fin de dar detalles del acuerdo.

"Éste es un momento histórico para la franquicia y para Giancarlo, lo mismo que para la ciudad y los seguidores, a fin de que nos apoyen", destacó Loria.

Cualquier tipo de convenio multianual habría representado un cambio en la filosofía de los Marlins y de Loria, cuyo estilo austero en el pasado ha ahuyentado a los fanáticos del parque, ha disgustado al sindicato y ha convertido a la franquicia en el tema central de muchas bromas.

Pero un contrato como el alcanzado con Stanton es asombroso para cualquier club. Supera el de 292 millones por 10 años que el venezolano Miguel Cabrera suscribió en marzo con los Tigres de Detroit.

Alex Rodríguez había firmado el convenio más cuantioso de la historia, por 10 años y 275 millones con los Yanquis de Nueva York, antes de la temporada 2008.

Stanton, quien cumplió 25 años el 8 de noviembre, es quizás el toletero más temido en las mayores. Suma 154 jonrones en su carrera, pese a jugar de local en el espacioso Marlins Park.

"Giancarlo Stanton ha madurado, y se quedará aquí por mucho tiempo", resaltó Loria en una entrevista telefónica. "Es maravilloso tener a un joven de este calibre, integridad y capacidad. Estoy muy contento".

El jardinero derecho de los Marlins no podía declararse agente libre sino hasta después de la campaña de 2016. La firma de un contrato de largo plazo con él se antojaba improbable.

Los Marlins no avanzan a la postemporada desde 2003, y el propio pelotero se mostraba inseguro sobre el rumbo que seguiría la franquicia.

La nómina de los Marlins en 2014, de 52,3 millones de dólares, fue la menor en las Grandes Ligas. La última vez que abrieron generosamente la chequera fue antes de la temporada de 2012, la primera en su nuevo parque.

A esos gastos siguió una campaña desastrosa y otro agresivo recorte, que le valió a Loria numerosas críticas de los fanáticos.

Aquella oleada de ventas y la reconstrucción posterior del plantel prepararon la escena para la contratación de Stanton, aseguró Loria.

"Desafortunadamente, la gente no entendió que hace dos años no teníamos otra opción", comentó el dueño. "Yo tenía que llegar al día de hoy".

El propietario no cree que Stanton vaya a ejercer su alternativa de rescisión cuando tenga 31 años. Incluso, le encontró un lado positivo a la cláusula que impide el canje.

"No habrá distracciones acerca de si él será canjeado", señaló.

La campaña de Stanton terminó el 11 de septiembre, cuando fue golpeado en el rostro por un lanzamiento y sufrió múltiples fracturas y laceraciones. Pese a perderse los últimos 17 compromisos, fue líder de la Liga Nacional con 37 vuelacercas y con un slugging de .555 por los Marlins, que tuvieron una foja de 77-85 pero pusieron fin a una racha de tres años en los que habían ocupado el sótano de la División Este.

El club ha descartado que haya preocupación por la posibilidad de que las lesiones tengan secuelas. La firma de un convenio con Stanton se volvió prioritaria, pese a que el propio jugador había manifestado su escepticismo sobre si Miami tendría un equipo competitivo.

Los Marlins consideran que tienen posibilidades de dar pelea el año próximo, con un plantel joven que incluye a dos estupendos derechos, el cubano José Fernández y el venezolano Henderson Álvarez, así como el jardinero izquierdo Christian Yelich, ganador del Guante de Oro; el jardinero central dominicano Marcell Ozuna, y el campocorto cubano Adeiny Hechavarría.

Loria contempla otros convenios para reforzar el equipo.

"Probablemente necesitaremos otro bate y podríamos recurrir a otro pitcher abridor", avizoró. "Vamos a trabajar en eso".

Stanton devengó 6,5 millones de dólares en 2014, la mayor cifra del equipo. Recientemente, el pelotero electo dos veces para el Juego de Estrellas ganó el Premio Hank Aaron en la Nacional y fue votado el jugador más destacado del Viejo Circuito, en una votación de sus colegas.

Conquistó un Bate de Plata y finalizó segundo respecto de Clayton Kershaw en la elección del Jugador Más Valioso.

A Stanton le gusta viajar cuando no hay temporada para pasar un tiempo en California, donde nació. Pero el sábado, asistió a un partido de fútbol americano colegial de los Hurricanes de Miami contra la Universidad Estatal de Florida.

Ahora, permanecerá en la ciudad para la conferencia de prensa.