Marineros decididos a llegar a los playoffs en el 2015

SEATTLE - Tras lograr apenas su tercera campaña ganadora en los últimos 11 años, los Marineros han elevado las expectativas para el 2015. Eso es justo lo que el capataz Lloyd McClendon pretendía lograr cuando tomó las riendas del equipo el invierno pasado.

Agregar al intermedista dominicano Robinson Canó a un núcleo joven hizo milagros para un club que disputó su primer pase a los playoffs desde el 2001 hasta el último día del campaña regular. Ahora hay más piezas en su lugar y el equipo tiene una mejor idea de qué debe hacer para convertir dicho sueño en realidad.

Los Marineros enviaron un mensaje este año al firmar a Canó y ahora les sería más fácil agregar talento, ya que los agentes libres saben que el club estará competitivo en el reñido Oeste de la Liga Americana.

"Creo que nos dio ese respeto instantáneo y nos abrió las puertas, especialmente con el éxito que tuvimos este año, el cual hace que otros muchachos se interesen por unirse a esta organización", dijo McClendon acerca del impacto de Canó. "Hay que darle mucho del mérito a él".

Los Marineros lucen estar en muy buena forma de cara al 2015, ya que la mayoría de sus jugadores regresarán la próxima temporada. El presidente del club, Kevin Mather, también indicó que la nómina del equipo rebasará los US$106.7 millones del 2014, aun tomando en cuenta los enormes contratos de Canó y el as venezolano Félix Hernández. Ambos ganarán US$24 millones el próximo año.

El gerente general Jack Zduriencik no sólo agregó a Canó en este último año sino también a su compatriota, el cerrador estelar Fernando Rodney; a un jardinero central sólido en Austin Jackson; y a un primera base de mucha promesa en Logan Morrison. Contando con que el antesalista Kyle Seager, el receptor Mike Zunino y el jardinero izquierdo Dustin Ackley se sigan desarrollando, los Marineros llegan al invierno con pocas interrogantes.

Un equipo que contó con uno de los mejores cuerpos monticulares en el béisbol - tanto en el caso de la rotación como el bullpen - parece tener una abundancia de opciones y posibles piezas de cambio. También lucen estar en posición de atraer a lanzadores veteranos que han visto como Chris Young y Joe Beimel resucitaron sus carreras en Seattle.

Canó, quien como miembro de los Yankees fue parte de siete equipos que avanzaron a los playoffs, considera que sus Marineros están muy cerca de dar el siguiente paso tras terminar con 87-75 en el 2014 - una mejoría de 16 victorias - y que se beneficiarán de haberse mantenido en la pelea hasta la recta final.

"Los muchachos nunca han estado en esta situación, nunca han ganado aquí", dijo el quisqueyano. "Van a mejorar cada vez más. Para el próximo año, ya saben desde el principio que somos capaces de dar la pelea. Si miras a algunas alineaciones como la de los Angelinos, ves muchos muchachos que pueden sacar al abola del parque y producir muchas carreras. En nuestro caso, tenemos jugadores jóvenes que desean estar en Grandes Ligas.

"A veces dices que nunca vas a tener la oportunidad, pero de das de cuenta al final de la temporada que sí la tienes. Sé que van a irse a casa y prepararse para mejorar y empezar a dar guerra desde el principio".